lunes 18/1/21

Los gallegos apuestan por una educación bilingüe donde prevalezca el castellano

La mayoría de los gallegos, un 43,3 por ciento, se muestra partidaria de una educación bilingüe con prevalencia del castellano, mientras que el 24,9% apoya el uso de gallego y castellano por igual y un 18,8%
Una maestra dialoga con sus alumnos del colegio Marius Torres de L’Hospitalet de Llobregat	efe
Una maestra dialoga con sus alumnos del colegio Marius Torres de L’Hospitalet de Llobregat efe

  La mayoría de los gallegos, un 43,3 por ciento, se muestra partidaria de una educación bilingüe con prevalencia del castellano, mientras que el 24,9% apoya el uso de gallego y castellano por igual y un 18,8% se inclina hacia una educación bilingüe pero con mayor dedicación al gallego que a la lengua estatal.

En cuanto a la opción de que la enseñanza se desarrolle solo en castellano, es la elegida por el 8,8 por ciento de los gallegos, frente al 4,1% que apoyan una enseñanza exclusiva gallego.

 Estudio sociológico > Así se desprende del estudio sociológico “La crisis y las autonomías”, de Víctor Pérez-Díaz, Josu Mezo y Juan Carlos Rodríguez, cuyas conclusiones, basadas en una encuesta a 1.429 personas realizada durante el pasado otoño, se han publicado en un libro editado por la Fundación de las Cajas de Ahorros (Funcas).

En las autonomías oficialmente bilingües –Galicia, País Vasco, Navarra, Cataluña, Baleares y Comunitad Valenciana– más de la mitad de la población, un 54,2%, cree que las políticas lingüísticas desarrolladas por los Ejecutivos autonómicos para promover el conocimiento y el uso de la lengua propia son adecuadas, el 26,8 por ciento las ve exageradas y el 17,7%, insuficientes.

 Catalanes y vascos > Los catalanes son quienes más satisfechos están con su política lingüística, que apoya el 60% de los ciudadanos, ven insuficiente el 11,9%, y exagerada el 26,5 %.

A juicio de los autores del informe, ese refrendo mayoritario a las medidas de protección del catalán radica en que es el territorio que mayor esfuerzo hace para apoyar su lengua. En cambio, un 24,5% de los vascos desearía un mayor impulso del euskera, el 55,7% cree que las políticas lingüísticas son adecuadas y el 18,5% las ve exageradas.

El estudio no analiza por separado del resto de comunidades bilingües, si bien señala que, en su conjunto, en ellas predomina la opinión de que las políticas son adecuadas (49,1%), una minoría las ve exageradas (28,8%) y otro pequeño grupo piensa que se quedan cortas (20,6%).

Para los autores del informe, la similitud de respuestas entre autonomías con realidades y políticas lingüísticas distintas permite calificar de “positiva” la capacidad de los Ejecutivos autonómicos para acompasar sus medidas a los sentimientos y deseos de los ciudadanos.

Por el contrario, la mayoría de los ciudadanos de las autonomías cuya única lengua oficial es el castellano opina que las políticas lingüísticas de las comunidades bilingües son exageradas –60,9%–, el 31% las ve adecuadas y solo un 6,6% defiende la opinión de que se quedan cortas.

Monolingües > Al preguntar en las autonomías monolingües por el idioma en que debería impartirse la educación primaria en los territorios bilingües, el 72 por ciento de los encuestados aboga por primar el castellano frente al 9,2% que se decanta por la lengua propia.

Los investigadores concluyen que las políticas que favorecen la lengua propia en el sistema educativo cuentan “a grandes rasgos” con el apoyo de los ciudadanos de las comunidades bilingües, mientras que el resto de los territorios las ven “excesivas”.

Comentarios