jueves 22/10/20

Jose Bretón se intenta suicidar en la cárcel cortándose el cuello con una cuchilla de afeitar

José Bretón, condenado a 40 años de prisión por asesinar a sus hijos Ruth y José en 2011, fue intervenido ayer en el Hospital General de Ciudad Real tras autolesionarse en el cuello con una cuchilla de afeitar la noche del miércoles, y se encuentra bien, estable y fuera de peligro.

José Bretón, condenado a 40 años de prisión por asesinar a sus hijos Ruth y José en 2011, fue intervenido ayer en el Hospital General de Ciudad Real tras autolesionarse en el cuello con una cuchilla de afeitar la noche del miércoles, y se encuentra bien, estable y fuera de peligro.
Fuentes penitenciarias confirmaron que Bretón se autolesionó sobre las 22.00 horas del miércoles, cuando se encontraba en su celda de la prisión de Herrera de la Mancha. Sin embargo, las heridas que se provocó fueron solo superficiales.
El preso estaba acompañado por otro interno (una medida llamada acompañamiento terapéutico) que de inmediato dio aviso a los funcionarios del centro. 
Las fuentes consultadas destacaron que los funcionarios actuaron con gran celeridad y llamaron al 112, que le trasladó al hospital de referencia, el de Ciudad Real. El preso fue intervenido ayer por la mañana. 
José Bretón fue condenado en 2013 a 40 años de prisión por asesinar y quemar a sus hijos en 2011: Ruth, de seis años y José, de dos. La Audiencia de Córdoba fijó en 25 años el límite de cumplimiento de condena.

modus operandi
La familia de Ruth Ortiz, exmujer de José Bretón, considera que este lo único que persigue es “llamar la atención”. Todo ello después de que Bretón haya sido intervenido en el Hospital General de Ciudad Real tras autolesionarse en el cuello la pasada noche, cuando se encontraba en su celda de la prisión de Herrera de la Mancha (Ciudad Real).
“Sabemos su modus operandi. Sabemos que ahora toca llamar la atención porque siempre suele hacerlo en octubre y en Navidad, y ahora tocaba”, indicaron a los medios desde la familia de Ruth Ortiz, e insisten en que Bretón no se arrepiente.
 

Comentarios