lunes 3/8/20

La Guardia Civil ve “frialdad” en Ana Julia y descarta que Gabriel la agrediera

La Guardia Civil considera que Ana Julia Quezada, la autora confesa de la muerte del niño Gabriel, es desde el “punto de vista policial” una persona de una “frialdad máxima” que mantiene una “falta de empatía hacia otras personas” y “egocéntrica”.

José Hernández Mosquera y Jesús Reina, durante la rueda de prensa que ofrecieron ayer | pepe torres (efe)
José Hernández Mosquera y Jesús Reina, durante la rueda de prensa que ofrecieron ayer | pepe torres (efe)

La Guardia Civil considera que Ana Julia Quezada, la autora confesa de la muerte del niño Gabriel, es desde el “punto de vista policial” una persona de una “frialdad máxima” que mantiene una “falta de empatía hacia otras personas” y “egocéntrica”.

Así la definió ayer el comandante de la Unidad Central Operativa (UCO), Jesús Reina, quien junto al teniente coronel Jefe Accidental de la Comandancia de la Guardia Civil de Almería, José Hernández Mosquera, informó sobre la investigación de la operación “Nemo”. Los investigadores de la Guardia Civil rechazaron en base a las pruebas recabadas el relato de los hechos de Ana Julia Quezada, quien sostiene que mató al pequeño tras una discusión previa. “Los padres educaron en todo momento al niño en el amor y el respeto, en ningún momento Gabriel pudo hacer esos insultos”, defendieron al tiempo que apuntaban a una “detención ilegal y asesinato”.

Explicaron además que Ana Julia Quezada, por entonces pareja del padre, asfixió al niño de ocho años en la finca familiar de Rodalquilar el mismo día de su desaparición, y luego ocultó el cuerpo en un “agujero” sobre el que arrojó tierra, piedras de jardinería y unos tablones. De acuerdo al perfil elaborado por la Unidad de Análisis de la Conducta, Quezada es “una persona con frialdad máxima, con falta de preocupación sobre otras personas, posesiva, egocéntrica y que, en ciertas circunstancias que le son negativas, puede provocarle una ansiedad muy grande”. “Es bastante manipuladora”, apostillaron.

Camiseta
Aseguran que Quezada vagó “sin saber a dónde iba” con el cadáver del niño en el interior del maletero de su vehículo ”Pasaba por sitios conocidos para ella. Iba al final un poco desorientada. No podemos todavía afirmar a qué zona iba”, concretó. Además, añadieron que el hallazgo de la camiseta junto a una depuradora cerca de la casa de Las Hortichuelas Bajas fue un hito fundamental para señalar a Ana Julia como posible autora de los hechos.

El juez decretó ayer el ingreso en prisión comunicada y sin fianza para Ana Julia Quezada, después de que haya vuelto a declarar en los juzgados durante cerca de una hora. El titular del juzgado de Instrucción número 5 de Almería, Rafael Soriano, que la investiga por los delitos de asesinato, detención ilegal y contra la integridad moral, ordenó prisión debido a la gravedad del delito, la posible eliminación de pruebas y el riesgo de fuga. La causa en la que se investiga la muerte del menor continúa todavía bajo secreto de sumario.

La detenida llegó a primera hora de ayer a la Ciudad de la Justicia de Almería en un furgón del instituto armado desde la Comandancia de la Guardia Civil, en cuyos calabozos permaneció desde que fue detenida el pasado domingo, y tras decretarse su ingreso en prisión fue conducida a la prisión de El Acebuche. Así, el juez instructor considera que Quezada actuó guiada por “una malvada voluntad dirigida especialmente a asegurar” la comisión de su “macabro plan criminal”.
El magistrado Rafael Soriano destaca, asimismo, la existencia de “abrumadoras pruebas contra ella” y se refirió “a que ella misma reconoció el luctuoso suceso”. “Resulta presuntamente incuestionable la participación de la detenida Ana Julia Quezada en la muerte de Gabriel Cruz y se infiere una malvada voluntad dirigida especialmente a asegurar la comisión del crimen”, recoge la motivación del auto de ingreso en prisión.

El abogado de la mujer, Esteban Hernández, sostuvo que Quezada está muy afectada por la gravedad de los hechos que le imputan. Destacó además que tienen la sensación de que Ana Julia está mostrando arrepentimiento y afirmó que está colaborando con la justicia y durante el día de ayer respondió voluntariamente a todas las preguntas que le formularon tanto el juez de instrucción como la fiscal.

Comentarios