viernes 27/11/20

Acnur y la OIM ayudarán a gestionar la crisis migratoria de Canarias

El ministro de Interior afirma que estas islas “no se van a convertir en la nueva Lesbos” y CC pide su dimisión
Inmigrantes se agolpaban este sábado en el puerto de Arguineguín | ángel medina
Inmigrantes se agolpaban este sábado en el puerto de Arguineguín | ángel medina

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) ayudarán, con tres efectivos destacados en Gran Canaria desde el próximo mes de enero, a gestionar la crisis migratoria que afecta a Canarias.

Así se comprometieron ayer con el presidente canario, Ángel Víctor Torres, las representantes en España de ambas entidades Sophie Muller (Acnur) y María Jesús Herrera (OIM), en el inicio de una visita institucional de tres días a Gran Canaria y Tenerife donde conocerán de primera mano la asistencia que se presta a los rescatados de pateras y cayucos procedentes de África.

Ambas representantes mostraron a Torres la predisposición de las dos entidades dependientes de la ONU a ayudar a esta comunidad a dar “una respuesta digna y humana” a esta “situación de emergencia” en lo referido a la acogida, a la protección internacional, al respeto de los derechos humanos y al cumplimiento de las medidas antiCovid-19.

Después de que a Canarias hayan llegado este año 17.411 inmigrantes africanos, la mitad de ellos en el último mes, y de que el Gobierno anunciara el viernes un plan de choque para afrontar esta emergencia migratoria, Acnur y la OIM quieren ver cómo pueden colaborar con las medidas, si bien advierten “cierto retraso” a la hora de habilitar los recursos.

Para responder a la solicitud de ayuda, Muller y Herrera visitarán en estos tres días los “puntos calientes” de la ruta en Tenerife y Gran Canaria, donde 1.955 personas pernoctaron este domingo en el muelle de Arguineguín, tras un fin de semana con 1.347 rescatados, y elevarán un “plan de trabajo” a las direcciones de las entidades que representan.

Por su parte, el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, aseguró ayer que “próximamente” se va a trasladar a los inmigrantes que se encuentran en el muelle de Arguineguín y subrayó que “no vamos a convertir Canarias en la nueva Lesbos”.

Asimismo, Marlaska  señaló que los inmigrantes “nunca están mas de 72 horas en el muelle” y que van a ser reubicados en cinco áreas militares, cedidas al Ministerio del Interior y al de Seguridad Social, Inclusión y Migraciones.

No obstante, CC denunció que Marlaska “miente” sobre la estancia máxima en Arguineguín, cuando hubo casos de 24 días, por lo que pide su dimisión.

Comentarios