martes 1/12/20

Una marcha islamófoba reúne a 18.000 manifestantes

Unas 18.000 personas volvieron a manifestarse ayer en Dresde bajo el paraguas del movimiento “Patriotas Europeos contra la Islamización de Occidente” (Pegida),.

Protesta en Berlín en favor de los inmigrantes	OLIVER BERG
Protesta en Berlín en favor de los inmigrantes OLIVER BERG

Unas 18.000 personas volvieron a manifestarse ayer en Dresde bajo el paraguas del movimiento “Patriotas Europeos contra la Islamización de Occidente” (Pegida), mientras otros miles de ciudadanos salieron a la calle en diversas ciudades para mostrar su rechazo a la xenofobia.
A pesar de que la canciller, Angela Merkel, condenó las marchas de tinte islamófobo en su mensaje de fin de año y pidió que no fueran secundadas, según la Policía la marcha de ayer, la undécima, superó el récord logrado el pasado 22 de diciembre.
Entonces se concentraron en la ciudad alrededor de 17.500 personas, lo que hizo saltar las alarmas de la clase política.
Numerosos ciudadanos se mezclaron en una céntrica explanada de la capital sajona con jóvenes del bloque “ultra” del Dynamo de Dresde, el club de tercera división, siguiendo la consigna de ese movimiento impulsado por Lutz Bachmann, un ciudadano con abultados antecedentes penales.
Con pancartas y proclamas reiteraron sus reivindicaciones en defensa de las “raíces judeo-cristianas” de Alemania y de una ley de asilo más restrictiva para un país que, a su juicio, corre peligro de ser islamizado.
Pegida repitió así su éxito de convocatoria en Dresde pero no ha logrado, por el momento, que el movimiento prenda en otras ciudades. Diversos grupos afines habían convocado ayer concentraciones similares, pero apenas reunieron a unos centenares de seguidores.
Paralelamente, miles de ciudadanos salieron a la calle en otros lugares de Alemania para mostrar su rechazo a la islamofobia y para defender un modelo de sociedad democrática y multicultural.
Como ya hizo en diciembre la ópera de Dresde, ciudad donde nació Pegida, algunas ciudades desconectaron además la iluminación nocturna de sus monumentos para mostrar su oposición a quienes reclaman restringir la llegada de inmigrantes.

Comentarios