lunes 18/1/21

Detienen en Libia al padre y a otro hermano del terrorista de Manchester

Después de que el martes se arrestara a uno de los hermanos del terrorista suicida de Manchester, ayer se supo que el padre y otro hermano –en este caso el menor– de Salman Abedi fueron detenidos en la capital libia, Trípoli, según informó un portavoz de una fuerza antiterrorista local conocida como Rada.

Un soldado y un policía patrullan por las calles de Londres tras elevarse la alerta terrorista | Neil Hall (reuters)
Un soldado y un policía patrullan por las calles de Londres tras elevarse la alerta terrorista | Neil Hall (reuters)

Después de que el martes se arrestara a uno de los hermanos del terrorista suicida de Manchester, ayer se supo que el padre y otro hermano –en este caso el menor– de Salman Abedi fueron detenidos en la capital libia, Trípoli, según informó un portavoz de una fuerza antiterrorista local conocida como Rada.
El portavoz, Ahmed Bin Salem, confirmó que el hermano, Hashem Abedi, nacido en 1997, fue detenido el martes por la tarde, menos de 24 horas después de que su hermano se inmolase al término de un concierto de la artista estadounidense Ariana Grande y matase a 22 personas.


“Tenemos pruebas de que estaba implicado en el Estado Islámico con su hermano. Le seguíamos desde hace más de mes y medio”, explicó Bin Salem. Los investigadores sospechan que Hashem Abedi “estaba en contacto con su hermano y conocía el ataque” que este iba a perpetrar.


Por otra parte, también fue arrestado ayer en Trípoli, en el barrio de Ayn Zara, el padre del terrorista, Ramadan Abedi. Un testigo confirmó que hombres armados se bajaron de dos vehículos no identificados y le ataron las manos antes de llevárselo. “Salman no pertenecía a ninguna organización”, dijo Ramadan poco antes de su detención. “La familia está un poco confundida porque Salman no tenía esa ideología, no tenía esas creencias”, dijo. “Hablé con él cinco días antes del atentado y no había nada raro”, añadió, además de condenar el ataque.


Abedi pasó tres semanas en Libia para volver al Reino Unido días antes del atentado, según fuentes del Pentágono.

Reunión
Los servicios secretos estadounidenses y británicos intentan determinar si Abedi pudo reunirse en el norte de África con operativos del Estado Islámico o de Al Qaeda en el Magreb.


Además, el ministro francés del Interior, Gerard Collomb, reveló que el autor del atentado pasó por Siria, feudo del Estado Islámico, antes de cometer la masacre. La familia Abedi es de origen libio, aunque los padres de Salman y Hashem emigraron al Reino Unido huyendo del régimen de Muamar Gadafi. El terrorista de Manchester había nacido en territorio británico. 


Mientras, la Policía británica arrestó al menos a seis personas –entre ellas, una mujer– en la operación para destapar la supuesta red que ayudó a Salman Abedi a cometer el atentado. La Policía británica tiene “muy claro” que investiga una “red” terrorista vinculada al autor del atentado de Manchester, dijo el jefe del cuerpo policial del área metropolitana de esa ciudad, Ian Hopkins. Este alto mando confirmó además que entre las 22 víctimas mortales del ataque figura una agente policial. Hopkins afirmó que los agentes estaba realizando “registros exhaustivos” en áreas de Manchester y explicó que se había llevado a cabo una “explosión controlada” en un céntrico edificio de la ciudad como parte de la investigación. “Creo que está muy claro que estamos investigando una red y, como ya he dicho, esta extensa investigación sigue desarrollándose a buen ritmo” por “todo” el condado de Greater Manchester, constató Hopkins.

Redada
Los agentes llevaron a cabo ayer por la mañana una redada en un céntrico bloque de apartamentos cercano a la estación de trenes de Manchester Piccadilly en relación con el atentado, que además de los 22 muertos dejó un total de 64 heridos, de ellos una veintena en estado “crítico”.
La Policía británica busca a posibles cómplices que habrían ayudado a Salman Abedi a cometer el atentado y trata de localizar, entre otras personas, al responsable de fabricar el artefacto explosivo utilizado. 


Mientras, Manchester regresó ayer a su rutina entre fuertes medidas de seguridad y con la constatación de que el autor del atentado del lunes era un vecino más, nacido y criado en esta ciudad del norte de Inglaterra.


La urbe, de unos 520.000 habitantes pero con un área metropolitana de 2,7 millones, se enorgullece de su carácter accesible y tolerante, como se destacó en la vigilia del pasado martes en homenaje a las víctimas, y las autoridades insisten en que el ataque “no les dividirá”. Sin embargo, la biografía del terrorista suicida, educado y formado en el sistema local, sugiere que, bajo esa apariencia cohesionada, puede ocultarse ya en Manchester un sustrato de tensiones entre las comunidades. “Lo difícil de afrontar para nosotros ahora es que el atacante se crió aquí”, reconoció el recién elegido alcalde del área metropolitana de Manchester, el laborista Andy Burnham.


La mezquita de Didsbury, a la que presuntamente acudía Samal junto a su hermano Ismail –detenido el martes en el sur de Manchester– y el padre de ambos denunció ayer que ha recibido “preocupantes noticias sobre actos de odio hacia los musulmanes, como insultos o daños a mezquitas”. Una mujer musulmana que acude regularmente al templo, periodista de la BBC y que pidió el anonimato, explicó que “es una mezquita moderna, abierta y liberal”. “Dudo de que se radicalizara aquí”, declaró. l

Comentarios