Viernes 19.04.2019

La Xunta pone el pacto con los médicos como prueba de que no hay “un conflicto” en Atención Primaria

Feijóo ironiza con los “viernes sociales” del Gobierno: “Qué mejor que dejar a Galicia gastar el superávit”

El presidente de la Xunta, durante la rueda de prensa posterior al Consello | lavandeira jr. (efe)
El presidente de la Xunta, durante la rueda de prensa posterior al Consello | lavandeira jr. (efe)

El presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, afirmó ayer que la Xunta no tiene constancia de que exista “un conflicto” con los profesionales de la Atención Primaria y valoró el acuerdo alcanzado en la tarde noche del pasado miércoles entre la Consellería de Sanidade con las tres sociedades científicas de medicina de familia (SEMG Galicia, Semergen Galicia y AgamFEC) y el Consello Galego de Colexios Médicos.


A preguntas de los medios durante la rueda de prensa posterior a la reunión del Consello de la Xunta, Feijóo destacó que el acuerdo firmado el miércoles demuestra que “todas las sociedades científicas y los colegios médicos están a favor” de las 175 medidas aprobadas por el Gobierno gallego para mejorar el modelo de Atención Primaria en el sistema público de sanidad.

“Todos aquellos que quieren mejorar la sanidad pública está en este acuerdo”, aseveró el jefe del Ejecutivo autonómico en relación al firmado. En él, la Consellería de Sanidade se ha comprometido a, en los próximos dos años, crear 60 nuevas plazas de médicos de Atención Primaria en los centros de salud con mayor presión asistencial, una situación que se determinará tanto por el número de cartillas que atiendan como por la complejidad de sus pacientes.


Este es el principal acuerdo de la reunión que este miércoles mantuvieron altos cargos de Sanidade, con el conselleiro Jesús Vázquez Almuiña a la cabeza, con las tres sociedades científicas de medicina de familia (SEMG Galicia, Semergen Galicia y AgamFEC) y el Consello Galego de Colexios Médicos.


Asimismo, se creará un comité técnico de expertos y un consejo asesor de Atención Primaria; se promoverá la figura del jefe de servicio para darle mayor capacidad de organización en los centros de salud y se reconocerá la figura del tutor de residentes; y los médicos de todas las áreas contarán con un catálogo de pruebas diagnósticas común que podrán solicitar.


Este acuerdo, explicó Feijóo en conferencia de prensa, supone que a medida que “van reposando” las medidas que la Xunta anunció para mejorar la atención primaria y que los profesionales “las van conociendo” se va llegando a acuerdos. Así, destacó que con la firma del pacto se destinarán 60 nuevos profesionales médicos a centros de salud con los cupos mayores, con más de 1.400 cartillas, y también a aquellos en los que en su cupo “pesen más” las personas de mayor edad y que mayor uso hagan del sistema.

Impacto económico
Por todo ello, Feijóo destacó la “importancia” de las medidas pactadas, pero no concretó qué aportación económica necesitarán para su desarrollo. Con todo, reconoce que “claro que tendrá impacto económico” para las arcas autonómicas la puesta en marcha de cuestiones como la creación de 60 nuevas plazas de médicos para Atención Primaria.


Así, al respecto del nivel económico, el presidente de la Xunta insistió en pedir al Gobierno que le autorice a invertir el “superávit” de 125 millones de euros del año 2018 en gasto social, incluido en Sanidad.


“Qué mejor viernes social que dejar a las comunidades autónomas que cumplimos las reglas que podamos invertir lo que es nuestro. Eso es un viernes social, los otros son electorales”, afirmó ironizando sobre la figura de los “viernes sociales” impulsada por el PSOE. 


Feijóo anunció a mediados del pasado mes de febrero que Galicia había cerrado la contabilidad del año 2018 con un superávit de 125 millones de euros, tras lo que pidió al Ministerio de Hacienda poder destinar esta cantidad a diversos servicios sociales. Según dijo desde entonces, en los presupuestos de 2018 –todavía en vigor– el Gobierno había previsto que fuera así para las comunidades con superávit en 2017.


Por este motivo envió una carta a la ministra de Hacienda, de la que asegura que aún no ha obtenido respuesta, para conseguir la autorización y poder iniciar los “expedientes” de gasto.
Además, insistió Feijóo, el cumplimiento de las reglas de gasto por parte de Galicia contrasta con el “incumplimiento” del Gobierno de Pedro Sánchez, que “elevó unilateralmente” el objetivo de déficit y que aun así lo incumple. 

Fórmulas
A este respecto, el delegado del Gobierno en Galicia, Javier Losada, aseguró ayer que el Ejecutivo tiene “voluntad negociadora y de colaboración” con la Xunta después de que esta reclamase la reinversión del superávit en el sistema sanitario.


“El Gobierno está estudiando la mejor fórmula para aplicar esta medida, pero no deja de ser sorprendente la urgencia del señor Feijóo cuando el problema de la sanidad gallega es la gestión, no los recursos”, apuntó Losada en declaraciones a la prensa durante la presentación en Oleiros (A Coruña) de una campaña de la Dirección General de Tráfico.

En este sentido, el delegado del Gobierno recordó que la Xunta “ha renunciado a una mayor financiación en los últimos meses”, ya que “su veto a los presupuestos supuso la pérdida de 374 millones de euros en transferencias”, el incremento previsto con respecto a 2018. 

“Por el mismo motivo, queda pendiente de recibir la liquidación del IVA del año anterior, ya que se vuelve a la modificación de la ley impuesta por el ministro Montoro, que contó con el silencio cómplice de la propia Xunta”, denunció Losada.

Comentarios