miércoles 21/10/20

Vilagarcía paga horas extra a algunos trabajadores por encima del límite prefijado

El departamento de Recursos Humanos del Concello de Vilagarcía ha detectado un “exceso” en el pago de las horas extra a personal municipal durante el período comprendido entre el mes de enero y el de octubre de 2016.

Intervención advierte al Concello de Vilagarcía sobre los excesos en las horas extraordinarias	cedida
Intervención advierte al Concello de Vilagarcía sobre los excesos en las horas extraordinarias cedida

El departamento de Recursos Humanos del Concello de Vilagarcía ha detectado un “exceso” en el pago de las horas extra a personal municipal durante el período comprendido entre el mes de enero y el de octubre de 2016. Según se señala en el informe las arcas municipales tendrán que afrontar el pago de 85.590 euros en horas extraordinarias a aquel personal que haya optado por esta modalidad y no por computar el trabajo extra con tiempo libre.
El gobierno local es conocedor de los “excesos significativos” en horas extras que se están produciendo en determinados departamentos, superando de hecho los límites establecidos tanto en el acuerdo marco como en el convenio colectivo de la administración local vilagarciana. Con la normativa vigente en la mano el número de horas extra que puede realizar un trabajador municipal es de, como mucho, 80 horas al año. Algunos departamentos, según señalan tanto desde Recursos Humanos como desde los propios representantes sindicales, las superan con creces.

opciones
En la administración local vilagarciana se ofrecen dos posibilidades a la hora de cobrar las horas extras que realicen los trabajadores. Una de ellas es la de computarlas por tiempo libre. Eso sí, por cada hora extra se ofrece la posibilidad de disfrutar de dos. La otra opción que existe es la de cobrar ese tiempo extraordinario en efectivo. Según representantes sindicales de Ravella ese pago se está haciendo con muchos meses de retraso.
Los excesos en los pagos de horas extras era un habitual en el gobierno bipartito del PSOE y del BNG. Con la llegada del PP de Tomás Fole al gobierno municipal los conservadores decidieron imponer las “brigadas” o “turnos de trabajo” para evitar, de hecho, tener que abonar cantidades excesivas a personal de obras, servicios, mantenimiento o del área de Cultura. Ello implicaba turnos de fines de semana y festivos lo que provocó importantes movilizaciones en los efectivos de la plantilla local que, en determinados momentos, se vieron obligados a limpiar cunetas o a pintar pasos de peatones en domingo. La llegada de los socialistas de nuevo a Ravella acabó con las citadas brigadas. Eso sí, la decisión tuvo sus consecuencias y hay ocasiones (sobre todo en fin de semana) que si existe una urgencia en materia de mantenimiento o servicios esta no se resuelve hasta el lunes, en día laborable.
Algunos representantes sindicales de Ravella achacan la problemática de las horas extra a un claro problema de reorganización y reordenación en determinados departamentos municipales. Hay personal (de hecho Ravella tiene más de 300 trabajadores), pero este no se distribuye de acorde con las necesidades reales de la administración vilagarciana. Por consiguiente eso implica mayores gastos a la hora de pagar horas extra.

Comentarios