miércoles 28/10/20

El puerto de Ferrol acoge al buque insignia de la Armada argentina

Utilizando en las últimas horas la navegación a vela y motor para poder cumplir con los horarios previstos, ayer llegó a los muelles del Arsenal ferrolano, en torno a las 9.30 horas de la mañana, la fragata ARA “Libertad”, el buque escuela insignia de la Armada argentina.

Utilizando en las últimas horas la navegación a vela y motor para poder cumplir con los horarios previstos, ayer llegó a los muelles del Arsenal ferrolano, en torno a las 9.30 horas de la mañana, la fragata ARA “Libertad”, el buque escuela insignia de la Armada argentina.
Tras visitar Liverpool y Dublín, el comandante del barco, Ignacio Errecaborde, bromeó a su llegada con el “verano inglés” que han traído a Ferrol, un puerto que no es la primera vez que visita este buque escuela y que se ha incluido en esta travesía a petición de los propios integrantes de la tripulación.
La “Libertad” permanecerá en el muelle militar hasta el próximo martes y podrá ser visitado por el público desde hoy hasta el domingo, en horario de 15.00 a 19.00 horas.
En su visita descubrirán un buque , construido y diseñado en Argentina en los años cincuenta pero modernizado en 2004, con elementos españoles como el mascarón de proa, obra del escultor español Carlos García González, realizado en madera de roble, apodado “Nike”–victoria en griego– e inspirado en Ursula, el primer amor del escultor.
Se trata de un barco con mucha historia que simboliza la nueva Argentina en este año del bicentenario de la declaración de la Independencia y que expresa, como señaló el embajador de Argentina en España, Federico Ramón Puerta, “un claro, preciso y concreto gesto en el proceso de apertura internacional de la argentina”.
Atrás quedan momentos difíciles como la retención en Ghana por el incumplimiento de pago de deuda de parte del gobierno argentino en 2012. Ahora, “con las deudas pagadas, en nuevo gobierno y el bicentenario”, como explicaron desde el consulado de Argentina en Vigo, la “Libertad” se convierte en símbolo de los nuevos tiempos. De hecho, el comandante de la nave, capitán de navío Ignacio Errecaborde, manifestó a su llegada que la misión es “trasladar el mensaje de buena voluntad lo más lejos posible”.
El viaje del buque escuela comenzó el pasado 23 de abril y concluirá el 5 de noviembre, tras una travesía de 196 días, de los cuales 133 serán en mar y 63 en puertos. En estos, como indicó el comandante, los guardiamarinas podrán conocer las ciudades que visitan y, además de su formación técnica, “aprender a tomar decisiones con una mayor apertura de mente”.
Por eso, durante su estancia en la ciudad naval se plantean viajes como una visita a Madrid de los guardiamarinas y otras profesionales y culturales por Ferrol, A Coruña y Santiago.
Con una tripulación que ronda las 354 personas, la “Libertad” cuenta con un 10% de presencia femenina, desde que en el año 2007 se incorporó la mujer a estos viajes del buque escuela, lo que llevó también cambios en la configuración del espacio de la nave y de sus dependencias para contar con camarotes femeninos. La “Libertad” no solo cuenta con militares argentinos sino que trae en su tripulación a invitados de distintas nacionalidades desde uruguayos, paraguayos, brasileños hasta bolivianos y chilenos, egresados de diversas ramas formativas.

Comentarios