martes 27/10/20

El juzgado decreta prisión sin fianza para el presunto asesino de la joven de Vigo

El Juzgado de violencia sobre la mujer de Vigo decretó prisión provisional comunicada y sin fianza para César A.O., investigado por el asesinato en Vigo de la joven de 25 años .

El Juzgado de violencia sobre la mujer de Vigo decretó prisión provisional comunicada y sin fianza para César A.O., investigado por el asesinato en Vigo de la joven de 25 años Ana Enjamio, en atención a un posible riesgo de fuga y destrucción de pruebas, según informaron fuentes del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia(TSXG).
El hombre llegó poco antes de las 9.00 horas de ayer a la sede judicial en un furgón del Cuerpo Nacional de Policía, y fue puesto a disposición de la jueza sobre las 11.30 horas, a donde ha accedido tapándose la cara con un jersey.
El detenido, único sospechoso del crimen, declaró durante alrededor de una hora y, según apuntó el TSXG, solo contestó a las preguntas de su defensa. En el edificio estuvieron presentes varios familiares y allegados del detenido, que abandonó la sede judicial sobre las 15.40 horas.
La causa sobre estos hechos ha sido declarada secreta y se ha incoado procedimiento de Tribunal del Jurado. De momento, en la causa no han solicitado su personación ninguna acusación particular ni popular, si bien el juzgado ya ha hecho el ofrecimiento de acciones a la familia.

CRIMEN
El crimen se produjo en la madrugada del sábado, cuando Ana Enjamio, una joven de 25 años natural de Boqueixón (A Coruña), fue encontrada con signos de muerte violenta en el portal del edificio en el que vivía en Vigo. Según informaron las mismas fuentes, el coche de la joven tenía una rueda pinchada, presentando una marca de punzón.
El detenido y la joven coincidieron esa noche en la cena de la empresa para la que trabajaban ambos. En un momento dado él abandonó al grupo y se marchó, mientras que ella regresó a su casa en coche con unas compañeras del trabajo. Tras aparecer la mujer, el varón declaró el sábado como testigo y el domingo, tras supuestamente autolesionarse, fue detenido en el hospital. Una vez que recibió el alta permaneció en los calabozos de comisaría, que solo abandonó este martes para un registro de la vivienda de sus padres, donde reside. Según fuentes cercanas al caso, se buscaba el arma supuestamente utilizado para el crimen, así como del teléfono móvil de la chica.
Asimismo, la Policía Nacional trabaja en la localización y seguimiento por GPS de los teléfonos móviles tanto del presunto agresor como de la víctima, para comprobar el recorrido que hicieron cada uno de ellos tras la cena de empresa, cuadrar sus respectivas posiciones y tratar de averiguar dónde está el móvil de ella.

Comentarios