miércoles 21/10/20

Dos imputados por homicidio de una mujer que murió en un ascensor en A Pobra

Agentes de la Guardia Civil de Boiro han imputado a dos personas como supuestos autores de un homicidio por imprudencia después de que una anciana perdiera la vida al precipitarse en caída libre el montacargas que utilizaba en un inmueble de A Pobra do Caramiñal.

Agentes de la Guardia Civil de Boiro han imputado a dos personas como supuestos autores de un homicidio por imprudencia después de que una anciana perdiera la vida al precipitarse en caída libre el montacargas que utilizaba en un inmueble de A Pobra do Caramiñal.
Los imputados son una mujer de 56 años, vecina de A Pobra, que gestionaba la comunidad de propietarios y era la dueña del piso en el que residía la anciana en régimen de alquiler, y un hombre de 33 años, de Ourense, responsable de la empresa instaladora del montacargas y la misma persona que al parecer hizo alguno de los mantenimientos del citado elevador, informa el instituto armado.
Según apuntan las primeras investigaciones, el aparato carecía de cualquier tipo de homologación, tanto a nivel de seguridad como de montaje, y no estaba dado de alta en ningún organismo oficial, por lo que tampoco estaba sujeto al mantenimiento que dicta la normativa europea de máquinas.
Además, sostiene la Guardia Civil, el mantenimiento o revisiones las realizaban personas no dadas de alta como autónomos, autorizados y especializados, para llevar a cabo ese tipo de tareas tan específicas.
Precisamente, días antes del accidente, el montacargas había tenido diversos fallos y averías que, en circunstancias normales, habrían aconsejado la inmovilización del mismo, pero todo apunta a que las reparaciones se hicieron de forma doméstica por algunos vecinos del edificio y personas ajenas al sector, siempre bajo la supervisión de la imputada.
Los responsables de la investigación creen que la extinta empresa instaladora Dandy Lift S.L. podría haber montado cerca del centenar de elevadores, de similares características, por toda la comunidad gallega, por lo que será ahora la Consellería de Industria la que se encargue de verificar todos los aparatos, una vez obtengan el listado de instalaciones, concluye la misma nota.
Los hechos fueron puestos en conocimiento del Juzgado de Guardia de Ribeira.

Comentarios