viernes 23/10/20

Galicia reivindica el legado literario de Rosalía de Castro en el 181 aniversario de su nacimiento

Toda Galicia recordó ayer a su escritora más universal, Rosalía de Castro, de cuyo nacimiento se han cumplido 181 años este 24 de febrero. Ofrendas florales, recitales y “caldos de gloria” por toda la geografía gallega honraron el legado literario, feminista y comprometido con Galicia de la poetisa gallega.

Una lectura pública de la obra de Rosalía, organizada ayer por la Asociación de Escritores en Lingua Galega | javier alborés
Una lectura pública de la obra de Rosalía, organizada ayer por la Asociación de Escritores en Lingua Galega | javier alborés

Toda Galicia recordó ayer a su escritora más universal, Rosalía de Castro, de cuyo nacimiento se han cumplido 181 años este 24 de febrero. Ofrendas florales, recitales y “caldos de gloria” por toda la geografía gallega honraron el legado literario, feminista y comprometido con Galicia de la poetisa gallega.
Santiago de Compostela y Padrón (A Coruña), las localidades más unidas a la escritora, centraron los principales actos del Día de Rosalía. El paseo de “A ferradura” de la Alameda de la capital gallega acogió en la mañana de ayer una gran ofrenda floral con la que arrancó esta jornada dedicada a la poetisa.
Allí, una comitiva integrada por diferentes personalidades y encabezada además por el grupo folclórico “Os Carapaus” se detuvo frente al monumento en honor a la escritora, donde el presidente de la Fundación Rosalía, Anxo Angueira, y la concejala de Cultura del Ayuntamiento de Santiago, Branca Novoneyra, depositaron una corona de laurel a los pies de la estatua de la gallega más universal.
A continuación, los actos se dirigieron a la capilla del Hostal dos Reis Católicos, lugar donde Rosalía de Castro fue bautizada como “hija de padres inciertos”. El presidente del Parlamento gallego, Miguel Ángel Santalices; la vicepresidenta de la Diputación de A Coruña, Goretti Sanmartín, o el secretario xeral de Política Lingüística, Valentín García, fueron algunas de las personas que pusieron voz a las letras de la poetisa en un acto en el que jóvenes de la Fundación Eduardo Pondal representaron un breve fragmento de una obra teatral en el que el poeta de Ponteceso conversa con Rosalía.

Caldo de gloria
Una vez concluido el acto institucional, se repartió entre los asistentes un “caldo de gloria” siguiendo la receta que narra Rosalía en su poema “Miña casiña, meu lar” (“Follas Novas”).
En él ensalza “la épica de los humildes” a través de los pasos de una mujer pobre que vuelve a casa para celebrar a los pies de su “lareira” el simple hecho de sobrevivir un día más. Un “caldo de gloria” que durante el día de ayer fue servido en 130 restaurantes de toda la geografía gallega, que se sumaron a la iniciativa de la Fundación Rosalía, que pretende entre otras cosas que Galicia recuerde a Rosalía a través de la gastronomía popular y las lecciones que ofrece la protagonista del poema: “sobrevivir e incluso ser feliz a pesar de la penuria y de las adversidades”.
Ya por la tarde, los actos en honor a Rosalía se desplazaron a la Casa-Museo da Matanza, en Padrón, otra de las localidades más unidas a la escritora y donde el cocinero Pepe Solla (poseedor de una estrella Michelín en su restaurante “Casa Solla”, unicado en Poio, Pontevedra) fue el encargado de preparar el famoso “caldo de gloria” con la receta original.

Concierto
Antes, el “Trío Rosalía”, formado por la mezzosoprano María José Ladra, el oboe de Juan Pérez Berná y el piano de Margarita Viso, ofreció un concierto con piezas basadas en poemas de la escritora nacida en 1837.
Además de los actos institucionales vividos por toda Galicia durante el día de ayer, los recuerdos a Rosalía también fueron numerosos en las redes sociales, donde partidos políticos, clubes deportivos y entidades culturales y sociales quisieron reivindicar el legado de la creadora de “Cantares Gallegos”. l

Comentarios