lunes 21/9/20

Feijóo reivindica el trabajo de los populares gallegos frente a los que solo se “tiran los muebles”

El presidente del Partido Popular de Galicia y de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, reivindicó los resultados obtenidos en las elecciones autonómicas de 2016 para aspirar a revalidarlos

Feijóo clausura un encuentro municipalista con cargos de su partido | lavandeira jr
Feijóo clausura un encuentro municipalista con cargos de su partido | lavandeira jr

El presidente del Partido Popular de Galicia y de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, reivindicó los resultados obtenidos en las elecciones autonómicas de 2016 para aspirar a revalidarlos en las municipales de 2019 en las que confía en el apoyo de los gallegos frente a los “charlatanes” de las otras formaciones que ya no tienen el valor de la “novedad” y que “solo” se reúnen para “tirarse los muebles a la cabeza”.
En la clausura del acto denominado “Haciendo Galicia desde los Ayuntamientos”, celebrado por el PPdeG en la Cidade da Cultura del Santiago, Feijóo puso en valor la capacidad del partido de reunir “de forma casi improvisada” a cerca de mil representantes municipales, para “seguir aprendiendo” y preparar las elecciones municipales de 2019, como un “partido de las propuestas”
frente a “otros que solo se dedican a criticar” y que utilizan “las reuniones para tirarse los muebles a la cabeza”.
“Cualquiera de los demás partidos se cambiaría por nosotros sin dudarlo un segundo”, agregó.
Feijóo volvió a reivindicar el “orgullo” de ser el partido que “tiende puentes entre generaciones de vecinos” y que “nunca separa los pies de la tierra”, frente a la “Galicia de las taifas del PSOE, la Galicia paralizada de las mareas en las que lo único que crece son sus amigos, frente a la Galicia irreal del BNG donde el carnet de gallego está reservado para sus militantes, o frente a los partidos del no a Galicia”.

Toque de atención
En el acto enmarcado en el trabajo de cara a las municipales de 2016, Feijóo también quiso poner de relieve los datos obtenidos por el PP en los comicios locales de 2015 en Galicia, con un 36% de los votos y un 49% de los concejales, ilustrando así que lo que para el PPdeG “fue malo para otros sería un éxito sin precedentes”.
Admitió que los resultados de las elecciones de 2015 fueron un “toque de atención” que atribuyó a “muchos factores”, que llevaron a perder a “alcaldes buenos”, pero puntualizando a renglón seguido que en “otros casos” sí hubo una “pérdida justificada”.
Unos datos que, aseguró, llevaron a los “populares” a aceptar “con humildad sus errores”, a realizar “una gran renovación en Galicia” y a salir a la calle “a proponer”, con acciones que fructificaron en las elecciones autonómicas de 2016, en las que revalidó su mayoría absoluta al frente de la Xunta con “casi un 48 por ciento de los votos.
En esta línea, reivindicó en varios ocasiones en su discurso la necesidad de “no caer en la autocomplacencia”, porque los gallegos forman un “pueblo que tiene memoria”, en el que “nunca triunfaron los charlatanes, porque los gallegos son más de hacer que de decir, aquí nunca triunfaron las propuestas irreales o irrealizables”, ni “las sopas de siglas ni los profetas de la confusión”.
“Aquí no nos dejamos engañar”, ha aseverado, reivindicando así “los partidos políticos serios, realistas, que no pretenden gobernar cuando pierden, que no dicen una cosa y hacen otra”.
Finalmente, también hizo referencia a propuesta de reforma electoral de los grupos de la oposición, definiéndolas como “la propuesta de los que pierden” para que “sigan gobernando los que pierden”, y pronosticando que “por muchas propuestas que hagan no van a poder callar la voz de los gallegos cuando votan”.
“Para volver a repetir el éxito de las autonómicas, demostraremos que tenemos un proyecto para los gallegos”, concluyó.

Comentarios