viernes 20.09.2019

Feijóo expone por carta a Sánchez una fórmula legal para desbloquear los 700 millones

La propuesta de la Xunta se fundamenta en la posibilidad de anticipos a las comunidades
El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, durante el pleno de ayer en el Parlamento gallego | lavandeira jr (efe)
El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, durante el pleno de ayer en el Parlamento gallego | lavandeira jr (efe)

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, envió a su homólogo estatal, el socialista Pedro Sánchez, una carta en la que le insta a “reconsiderar el bloqueo descabellado” que, a su juicio, aplica a los servicios públicos gallegos al no transferir los 700 millones de euros que “adeuda” a Galicia. El escrito va acompañado de una propuesta de decreto ley que, según aseguró, permitiría solventar ya la situación.

Y es que el arranque del curso político en Galicia –en la línea del resto de comunidades y del Estado– está marcado por el debate en torno a la financiación y los 700 millones que, en el caso gallego, demanda la Xunta al Ejecutivo central: 330 millones de las entregas a cuenta pendientes de la financiación autonómica, 200 millones de una mensualidad del IVA de 2017 y otros 170 millones de euros de incentivos por cumplir las reglas de estabilidad financiera.

Así, el foco ayer estuvo en la financiación, a donde el presidente gallego llevó el debate en todas las preguntas formuladas por socialistas, grupo Común de Esquerda y el BNG.

Feijóo aprovechó el debate con Caballero para anunciar el envío de una carta a Sánchez con el fin de exigirle el fin del “bloqueo” a la “sanidad, servicios sociales, educación o dependencia” en Galicia, adjuntando el informe jurídico que la Xunta ya había presentado y en el que se defendía que, en contra de lo que alega el Gobierno, “sí” hay vías legales para el pago de los 700 millones.

Al margen del informe jurídico, el Ejecutivo autonómico va un paso más allá e incorpora una propuesta de decreto ley que, según Feijóo, estaría lista para aprobar en el Congreso la semana próxima, y que permitiría que Galicia pudiese recibir los 700 millones en cuestión.

Réplicas

La sesión se inició con la pregunta formulada por el diputado del grupo Común da Esquerda Antón Sánchez, quien afeó la política de vivienda de la Xunta, al tiempo que acusó a los populares de haber “favorecido” a los fondos buitre en Galicia y España. Feijóo defendió su gestión y esgrimió que 86.000 familias “se beneficiaron” de programas autonómicos de ayudas a la vivienda, al tiempo que acusó a los anteriores gobiernos municipales de las mareas –mencionó los casos concretos de Santiago, A Coruña y Ferrol– de “boicotear” la labor de la Xunta. Más allá, Feijóo llevó al terreno de la financiación el debate y afeó a Sánchez que Podemos (uno de los tres partidos, junto con Anova e IU, representados en Común da Esquerda) “votase en contra” de que el Gobierno central “desbloquease” los fondos que adeuda a las comunidades. “No son ni grupo Común da Esquerda ni nada, son un ariete en manos de intereses desconocidos. Son el grupo de Podemos en el Congreso y volvieron a votar en contra de transferir 700 millones que son de las familias desfavorecidas. Claro que ustedes se dedicaban a comprar pisos de sus amigos y nosotros no lo hacemos”, incidió.

En la misma línea que Sánchez, la portavoz del BNG, Ana Pontón, advirtió de que Galicia “necesita soluciones y no un presidente” que intenta desviar la atención “con toneladas de manipulación”. Además, le acusó de ser “recadero” de Pablo Casado como “antes lo era de Rajoy”. “No defiende a Galicia, con ustedes funciona el bipartidismo armónico PP-PSOE al que parece que ahora se quiere sumar Podemos”, sugirió Pontón, quien instó a Feijóo a defender por vía judicial la demanda de los 700 millones. “Nos dice de ir a los tribunales a pedir los 700 millones y luego resulta que el PSOE es su socio en todas las instituciones”, replicó el presidente gallego, que dijo que los socialistas toman al Bloque como “tonto útil”.

También aprovechó Feijóo, y con mayor intensidad, su debate con Gonzalo Caballero para llevar el debate al terreno de la financiación, mientras que el líder socialista censuró su “teatrillo” en torno al debate de los 700 millones de euros. Feijóo contraatacó con su anuncio de la carta y de la propuesta legal que remitirá al Ejecutivo central, prometió “gobernar” y “cumplir la legislatura” mientras se “diseña la Galicia de 2030”.

El proyecto de real decreto ley remitido por la Xunta al Gobierno c se fundamenta en el artículo 64 de la ley 22/2009 que establece la posibilidad de que el Tesoro efectúe anticipos a las comunidades a cuenta de los recursos que hayan de percibir a través de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) correspondientes a la cobertura financiera de los servicios transferidos. Todo ello con el objetivo de que las autonomías “puedan hacer frente a desfases transitorios de tesorería”, como consecuencia de las “diferencias de vencimiento de los pagos e ingresos” derivados de la ejecución de sus presupuestos. Estos anticipos tienen la consideración de un ingreso no financiero para las comunidades y, según el documento, “se pueden conceder a cuenta de la liquidación definitiva” de la participación en los ingresos del Estado, en cuyo caso se reembolsarán simultáneamente a la práctica de dicha liquidación en 2021.

Comentarios