Domingo 21.04.2019

Feijóo ensalza la “epopeya de millones de gallegos” en la inauguración en Nueva York de “Os adeuses”

El presidente de la Xunta ensalza la aportación de los emigrantes a la construcción de “una España plural”

El presidente de la Xunta interviene durante la inauguración de la exposición “Os adeuses”
El presidente de la Xunta interviene durante la inauguración de la exposición “Os adeuses”

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ensalzó ayer la “epopeya de millones de gallegos” que emigraron de forma anónima y que se despidieron de una Galicia que ahora se ha transformado en una “tierra pujante” en la que nacen y se establecen empresas multinacionales y se desarrollan grandes proyectos tecnológicos.

Así lo manifestó en su intervención en la inauguración en Nueva York de la exposición “Os Adeuses”, homenaje a la epopeya de los gallegos pero también un reconocimiento a la generosidad de la nación americana. Así, el presidente de la Xunta subrayó el cambio que ha experimentado Galicia, una comunidad plenamente democrática dentro de una “España plural” que garantiza todas las libertades.

Pero Feijóo también puso en valor la aportación de los emigrantes en este cambio tanto material –como prueba que en cualquier rincón de Galicia haya “una escuela, una fuente, un monumento, que se construyeron gracias a su filantropía– como el aporte inmaterial, que considera más decisivo y que generó un nuevo orgullo de pertenencia.

“Gracias a las noticias de sus parientes de ultramar, Galicia comenzó a sentirse un pueblo capaz de afrontar empresas ambiciosas”, afirmó el presidente de la Xunta en la inauguración.

Diáspora
Según manifestó Feijóo en Nueva York, el factor que explica ese cambio experimentado por la comunidad es la “libertad”, que ha permitido a Galicia “desplegar un potencial que solo se manifestaba en la diáspora”.

La muestra expone 73 fotografías del fotógrafo coruñés Alberto Martí, que presentan a los gallegos que se despedían entre lágrimas, emigrantes anónimos que rescata el Consello da Cultura Galega para mostrar también cómo Galicia se transformó, gracias a ellos, en una tierra pujante.

Feijóo señaló también que en esta muestra hay una lección que trasciende el ámbito gallego para convertirse en enseñanza universal: “No hay ningún pueblo que no sea apto para la libertad y el progreso”, destacó.

El presidente de la Xunta ensalzó de este modo que la “geografía sentimental” de los gallegos los sitúa muy cerca de América y hace de Galicia un territorio americano más, para concluir que el gallego supo ser de “aquí sin dejar de ser de allá”, sintiéndose también en casa en Queens, en Cherry Street o enlos barrios cercanos al Brooklyn Bridge.

Caminos
Y destacó, además, que a Galicia la definen los caminos: uno terrestre, el de Santiago, que une a Europa; y uno marítimo, que une a América.

En esta línea, Feijóo también quiso subrayar que la emigración gallega tiene un aspecto trágico y otro que se refiere a la capacidad de superación de un pueblo, su solidaridad, su capacidad, en suma, para cambiar el destino a lo que parecía condenado.

Tras el recorrido por la exposición “Os adeuses”, el presidente de la Xunta finalizó su viaje institucional a los Estados Unidos con un encuentro con la colectividad gallega de Nueva York, que tuvo lugar en la Casa de Galicia.

En su alocución, Feijóo destacó que las colectividades gallegas en el exterior “son ejemplos de cooperación y unión”. Además, subrayó que las casas de Galicia no solo reúnen a las colectividades de gallegos y abren un hueco para las tradiciones en un país multicultural como Estados Unidos, sino que también son depositarias de los valores de Galicia.

Comentarios