miércoles 21/10/20

La familia de la joven que murió al caerle una piedra en As Catedrais recurre el archivo de la causa

La familia de la joven de 25 años natural de Valladolid que falleció el pasado 31 de marzo en la playa de As Catedrais, en Ribadeo (Lugo) al caerle una piedra

La turista falleció el pasado 31 de marzo | aec
La turista falleció el pasado 31 de marzo | aec

La familia de la joven de 25 años natural de Valladolid que falleció el pasado 31 de marzo en la playa de As Catedrais, en Ribadeo (Lugo) al caerle una piedra en la cabeza ha recurrido el archivo de la causa, según informan fuentes del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG).
El juzgado de Mondoñedo no apreció indicios de criminalidad y por ese motivo archivó el caso, apuntan las mismas fuentes. Esa decisión ha sido ahora recurrida por la familia.
La joven, de iniciales I.V.Z., visitaba la playa de As Catedrais y recibió el impacto de una roca que se desprendió de una de las cuevas que conforman el paraje del arenal, lo que le causó un traumatismo cranoencefálico y la muerte en el acto.
Tras estos hechos, la Xunta decidió cerrar la playa para que técnicos inspeccionasen la zona. Un catedrático de la Universidad de Santiago había alertado meses atrás de los riesgos del “exceso” de visitantes en As Catedrais.
A continuación, la Consellería de Medio Ambiente encargó un nuevo informe sobre la situación de los acantilados, que, según dijo, será complementario al último existente, de septiembre del pasado año y que confirmó la “inestabilidad” de estas formaciones geológicas y determinó que se incluyese una advertencia por escrito a los visitantes sobre los riesgos.
De hecho, el pasado mes de mayo la Xunta solicitó al Estado el cierre cautelar de las cuevas, arcos y corredores de As Catedrais tras detectar riesgo de caídas y desprendimientos de bloques o piedras que supondrían un “grave” peligro para “la seguridad de las personas”.
La Consellería de Medio Ambiente pidió esta medida tras analizar las conclusiones de un estudio encargado a la Fundación da Enxeñaría Civil de Galicia sobre el estado del monumento natural después del accidente ocurrido en el mes de marzo, cuando falleció la joven turista vallisoletana.
Según el informe preliminar realizado y a raíz de las visitas realizadas a la playa por el equipo investigador, se estima que a lo largo de una parte importante de la playa existe un riesgo, aún no cuantificado, de caídas y desprendimientos de bloques o piedras de distintos tamaños, lo que “supondría un grave riesgo para la seguridad de las personas que estén en las proximidades”, tal y como ha explicado el departamento autonómico.
Este peligro de caída de material, conforme señala la Consellería de Medio Ambiente, es “mayor” en general bajo las cuevas, los corredores y los arcos litorales, zonas que coinciden con las de mayor afluencia de visitantes.

Regulación de visitas
La Xunta activó en la Semana Santa de 2016 el plan de conservación de As Catedrais, con el que se empezó a limitar el acceso. El programa regulador fue aprobado en junio de 2015 y establece una afluencia máxima de 4.812 personas diarias en temporada alta. l

Comentarios