miércoles 25/11/20

Una exmiembro de los miguelianos asegura que no vio ninguna actitud sexual de Rosendo hacia las mujeres

Una mujer que estuvo 14 años en la extinta Orden y Mandato de San Miguel Arcángel, conocida como de los miguelianos, aseguró ante el juzgado de instrucción número uno de Tui (Pontevedra) .

Una mujer que estuvo 14 años en la extinta Orden y Mandato de San Miguel Arcángel, conocida como de los miguelianos, aseguró ante el juzgado de instrucción número uno de Tui (Pontevedra) que ella “jamás vio ninguna actitud extraña de connotaciones sexuales ni cariñosas” por parte del líder, Miguel Rosendo, hacia “ninguna de las mujeres”.
Así lo comunicó la abogada de Miguel Rosendo, María Teresa Quintana-Drake, que indicó que la mujer sostuvo ayer en su declaración que durante el tiempo que permaneció en el grupo, entre 1994 y 2008, “jamás vio nada extraño ni ilícito”.
Tal y como trasladó, la mujer explicó que aunque “estaba encantada y había sido muy feliz” en la Orden, decidió abandonarla junto a su madre y su novio cuando tenía “20 y tantos años” porque “quería tener vida de juventud” y porque los contables instaron a su madre a pedir un crédito para “comprar unos terrenos en Mougás” y a prestarse como “avalista para otros fines”.
“Tuvieron una discusión, se sintió violentada y salieron ella, la madre y el novio de ella”, apuntó la letrada, que dijo que la mujer mantuvo que los movimientos de dinero que se realizaban en la Orden estaban a cargo “exclusivamente” del tesorero.
Ayer también estaba prevista una segunda comparecencia, de un joven por videoconferencia, pero finalmente no pudo declarar por un error en la citación. De momento no hay más señalamientos concretados, si bien faltan por declarar algunos testigos como el obispo de Tui-Vigo y el tesorero, que fueron aplazados. Además, los abogados solicitaron otras testificales.
Por otro lado, agentes de la Policía Local de Vigo detuvieron por un delito de violencia de género a un vecino de 41 años e iniciales J.C.P.V., que supuestamente insultó y amenazó a su pareja en presencia de sus hijos, dos de ellos menores de edad.
La mujer indicó que se encontraba en su vivienda con sus tres hijos y su pareja cuando el hombre empezó a discutir con su hijo mayor --fruto de una relación anterior--, por lo que ella intervino en la conversación.
Según manifestó la mujer, el varón reaccionó insultándola y amenazándola, y posteriormente se fue a pasear al perro. El hombre regresó más tarde con su padre para recoger sus pertenencias con intención de abandonar el domicilio, momento en que se procedió a su detención.

Comentarios