sábado 16/1/21

Escotet: “La universidad no cambia necesariamente por el establecimiento de leyes”

Considera que el cambio “debería estar en vanguardia”, vinculado a las personas
Miguel Ángel Escotet, presidente de Afundación | pedro puig
Miguel Ángel Escotet, presidente de Afundación | pedro puig

Miguel Ángel Escotet, presidente de Afundación, defendió ayer en un escrito la importancia del cambio y de la innovación en el seno de la universidad, al tiempo que reivindicó la necesidad de colocar a las personas en el centro de este proceso, más allá de la reglamentación. “La universidad no cambia necesariamente por el establecimiento de leyes y decretos”, apunta.

En un texto en su blog, el también principal impulsor de la universidad privada de Abanca con orientación empresarial, recuerda que “la experiencia ha demostrado” en los países ricos que “la abundancia de medios no garantiza la transformación permanente de la universidad”. “La garantía está en las personas”, dice, y en su “compromiso de cambio”. Del mismo modo, destaca, “la universidad no cambia necesariamente por el establecimiento de leyes y decretos”, si no que, más bien, “casi siempre esas leyes son el auténtico freno al cambio, a la innovación, a la investigación”.

Miguel Ángel Escotet lamenta como “muchas veces” se ha “separado el cambio en sí mismo” de las personas que “forman parte indivisible” de él, priorizando antes del factor humano cuestiones como “la organización, las estructuras, os costes o los diseños curriculares”.

Por el contrario, para el presidente de Afundación, el cambio “debería estar en vanguardia”, vinculado a las personas, y llevar a una universidad “con visión de largo alcance, incubadora de innovaciones e instigadora de creatividad”. “Este tipo de universidad no necesitaría detener su marcha para reformarse, pues evaluación, reforma e innovación serían procesos naturales de su misma esencia”, apostilla. Finalmente, Escotet recordó que el cambio “no es únicamente lo que se mueve” y se transforma, sino también “lo que permanece”. “Hay veces que es más difícil mantener lo que debe quedar que hacer de ello un cambio”, añadió.  

Proyecto “apto”

El proyecto de creación de la Universidad Intercontinental de la Empresa, la entidad de estudios superiores privada planteada por la Fundación Galicia Obra Social-Afundación, recibió el “apto” por parte del Ministerio del ramo, dirigido Manuel Castells.

El departamento estatal emitió un informe respecto al proyecto, en el que considera que cumple actualmente con las condiciones y criterios establecidos en el Decreto de creación de universidades. Este informe pasó a la Conferencia General de Política Universitaria, en la que estuvieron presentes representantes de todas las comunidades autónomas para su votación.

Fuentes del departamento estatal recordaron que el Ministerio “no tiene las competencias para la decisión sobre la creación de una universidad en ningún territorio”, que corresponde a cada comunidad, pero sí la “obligación legal” de analizar los proyectos.

Comentarios