jueves 02.04.2020

El 84% de los pensionistas no superará el tope de ocho euros por los fármacos

El nuevo modelo de financiación de los medicamentos establecido en el Real Decreto Ley 16/2012, que entrará en vigor el próximo domingo, supondrá para el sistema sanitario gallego un ahorro del 4% en gasto final de farmacia, explicó ayer la conselleira de Sanidade, Rocío Mosquera.

domínguez, mosquera y fernández-campa, antes de comparecer ante los medios de comunicación	efe
domínguez, mosquera y fernández-campa, antes de comparecer ante los medios de comunicación efe

El nuevo modelo de financiación de los medicamentos establecido en el Real Decreto Ley 16/2012, que entrará en vigor el próximo domingo, supondrá para el sistema sanitario gallego un ahorro del 4% en gasto final de farmacia, explicó ayer la conselleira de Sanidade, Rocío Mosquera.

“Tenemos calculado un 4% de impacto sobre gasto final de farmacia”, explicó la responsable sanitaria, que apuntó que un 84,4% de los pensionistas, 674.149 de un total de 798.755, no superarán el tope de 8 euros, establecido para aquellos con una renta de hasta 18.000 euros.

La Xunta prevé un 4% menos de gasto final en farmacia con la implantación del nuevo real decreto

También prevé que, en Galicia “más de 100.000 (personas) no pagarán” tras el cambio, al estar exentos los pacientes con síndrome tóxico y discapacitados, los perceptores de renta social y pensiones no contributivas, parados sin subsidio, y afectados por accidentes de trabajo y enfermedades profesionales.

La aportación de los pensionistas será de 4,75 euros, mientras que un 76% de los trabajadores activos no van a cambiar de aportación, y seguirán financiando el 40% de los fármacos, indicó Mosquera en una rueda de prensa en la que estuvo acompañada por Antonio Fernández Campa, secretario xeral técnico de la consellería; y Nieves Domínguez, gerente del Sergas.

por códigos

Mosquera explicó el funcionamiento del nuevo sistema, que se regirá según los diferentes códigos asignados a cada titular de la tarjeta sanitaria.

Estos códigos, establecidos en función de su condición laboral –activo, pensionista y exento– y nivel de renta, marcarán el porcentaje que debe pagar el paciente sobre el precio de venta del fármaco, que puede ir del 60% a la exención. Los ciudadanos obligados a pagar tendrán, según su nivel de renta, un tope máximo de aportación al mes, de 8, 18 o 60 euros, según sus condiciones.

Reclama estudios de coste y efectividad no hechos por “dejación de funciones”

Incidió en que los datos sobre la renta, que facilitará la Agencia Tributaria, “no están puestos en la tarjeta”, ya que es información “confidencial”. De este modo, solo se grabará la información con el código asignado.

Las farmacias tendrán una base de datos, y cuando el paciente presente la e-receta, se le aplicará automáticamente su nivel de aportación y se le calculará el tope máximo mensual, de modo que “alcanzado el límite, los ciudadanos no tendrán que aportar ninguna cantidad a mayores”, resaltó Mosquera.

Para la aplicación automática será obligatoria la e-receta, salvo excepciones comunicadas a las gerencias de los centros, como los casos de atención domiciliaria al paciente, las fórmulas magistrales, talonarios facilitados por el Sergas a los profesionales, o personas de fuera de Galicia.

En los casos en que llegue a una farmacia una receta no electrónica, estas introducirán los datos y calcularán los topes.

Si un paciente adscrito al Sergas adquiere un medicamento en otra comunidad, el médico tendrá que introducir en la receta el código personal del ciudadano, al que podrá acceder a través de la base de datos de la tarjeta sanitaria.

En ese caso, deberá presentar en el centro de salud un recibo y una copia de la receta, y rellenar un formulario de datos, para que la administración le reintegre la suma que le corresponda, en caso de haber superado el tope máximo de su aportación.

Mosquera, que anunció que hoy, día en que se publicarán en el Diario Oficial de Galicia las instrucciones, se reunirá con los presidentes de los colegios de farmacia para tratar sobre el dispositivo tecnológico, explicó que el Sergas ha habilitado un aplicativo que “se está probando sin ninguna dificultad”.

Comentarios