miércoles 23/9/20
ASUNTA BASTERRA

El abogado de la madre de Asunta ve un burdo montaje en el trato a su cliente

 José Luis Gutiérrez Aranguren, el abogado de la madre de la niña hallada muerta en septiembre cerca de Santiago, ha recriminado hoy la existencia de un "burdo montaje en una única dirección", contra su patrocinada, a quien se le imputa la comisión de un presunto delito de asesinato.

José Luis Gutiérrez Aranguren, el abogado que asiste a Rosario Porto, la madre de la niña hallada muerta el 22 de septiembre en un municipio cercano a Santiago. EFE/Archivo
José Luis Gutiérrez Aranguren, el abogado que asiste a Rosario Porto, la madre de la niña hallada muerta el 22 de septiembre en un municipio cercano a Santiago. EFE/Archivo

José Luis Gutiérrez Aranguren, el abogado de la madre de la niña hallada muerta en septiembre cerca de Santiago, ha recriminado hoy la existencia de un "burdo montaje en una única dirección", contra su patrocinada, a quien se le imputa la comisión de un presunto delito de asesinato.

Ante los juzgados compostelanos, donde hoy prestarán declaración tres policías nacionales en calidad de testigos, este letrado ha dicho a los informadores que ha actuado contra Narciso Carrero, el director médico que atendió a su patrocinada, Rosario Porto, cuando voluntariamente ella ingresó en 2009 en el sanatorio privado La Robleda.

Gutiérrez Aranguren ha denunciado ante el Colegio Médico de A Coruña a este facultativo, que tildó públicamente a la abogada Rosario Porto de fría y "rarecha", y ha cursado la correspondiente demanda de conciliación, preceptiva para una querella que en este momento prácticamente ha terminado de redactar.

Este abogado ha contado que visitó a Porto el fin de semana pasado en el penal coruñés de Teixeiro, donde está encarcelada desde el 27 de septiembre, al igual que el periodista Alfonso Basterra, su ex pareja y padre de la menor de 12 años.

Ha explicado que la vio "muy preocupada" ante una situación que se perpetúa en el tiempo y ha reprochado los comentarios que apuntan hacia la "frialdad" de su cliente, a la que algunos describen como una "asesina potencial".

Ha rechazado Gutiérrez Aranguren que Porto padezca una enfermedad mental, y ha matizado que "una enfermedad mental no es una depresión, por lo menos yo no lo entiendo así", para a continuación insistir en que basará la defensa en su inocencia y aclarar que no hay fecha para la práctica de nuevos exámenes psiquiátricos.

De la declaración de los agentes a lo largo de esta jornada, ha indicado que con ello trata de demostrar que Asunta fue vista por una persona en el centro de Santiago y que Rosario Porto no pudo trasladar su cadáver hasta la pista forestal del municipio de Teo (A Coruña) en la que se localizó el cadáver.

Gutiérrez Aranguren ha asegurado que si no se llamó a declarar al hombre que contó haber visto el sábado 21 de septiembre a una niña que creyó que era Asunta caminando por la capital gallega es por su "situación anímica" y ha restado importancia a que esta persona diese primero una versión que luego rectificó, al no tener la constancia de que esa cría fuese Asunta.

Este letrado ha indicado que hay dos cuerpos de seguridad, Policía Nacional y Guardia Civil, con "diligencias contradictorias entre sí" y ha agregado que esto quizá se deba a la "suspicacia" de la Guardia Civil al conocer episodios que no encajaban en los "planteamientos apriorísticos que se habían hecho", es decir, que los responsables del crimen de Asunta habían sido sus propios padres.

También ha expuesto Aranguren su enfado por el hecho de que se acuse a Porto y Basterra de falta de colaboración "desde el minuto uno" cuando se les hicieron pruebas médicas para saber si hubo forcejeo y se permitieron registros en sus domicilios sin orden judicial.

Del hombre cuyo semen apareció en la camiseta de la niña, ha afirmado que acudirá a declarar como imputado, "en principio por homicidio", y ha evidenciado que quienes dicen que no estuvo en Galicia son "él, su hermana y su pareja".

Además, ha puntualizado que la Guardia Civil insiste en que no hubo contaminación en el laboratorio de Madrid, que no ha sido una transferencia accidental, y ha arremetido contra las definiciones que recibió este hallazgo, principalmente la de "fluidos orgánicos", que no deja de ser un "eufemismo" porque se comprobó que era esperma.

Asunta Basterra Porto, de 12 años, falleció el 21 de septiembre tras ser drogada y asfixiada, y su cuerpo fue localizado en la madrugada del 22 sobre un talud.

Sus padres son los únicos imputados por el mismo delito.

Dos de los policías nacionales que declararán hoy son los que tomaron declaración al hombre que dijo haber visto a Asunta en Santiago, y el tercero es quien acompañó a Rosario Porto tras interponer la denuncia por la desaparición.

En los juzgados de Santiago está también Belén Hospido, la abogada de Alfonso Basterra, y los letrados de la asociación Clara Campoamor.

Comentarios