sábado 04.07.2020

El PSOE y ERC acuerdan los equipos negociadores que buscarán un pacto

El Gobierno defiende el preacuerdo con Podemos y cree que la derecha se ha “autoexcluido”
Marta Vilalta y Gabriel Rufi án formarán parte de la mesa negociadora | AEC
Marta Vilalta y Gabriel Rufi án formarán parte de la mesa negociadora | AEC

PSOE y ERC cerraron el listado de los miembros de los equipos negociadores encargados de la negociación para desbloquear la investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno, explicaron fuentes conocedoras del proceso.

Según explicó “Cuarto Poder”, la portavoz del PSOE en el Congreso y número dos del partido, Adriana Lastra, y el diputado electo de ERC, Gabriel Rufián, mantuvieron una reunión el jueves en la Cámara Baja en la que se emplazaron a abordar la negociación la semana que viene.

En esas conversaciones se dio forma a los equipos negociadores y según avanza “Nació Digital” y confirman las mismas fuentes, por parte de los socialistas están la propia Lastra, el secretario de organización del PSC, Salvador Illa, y el tercer miembro será o el secretario del organización del PSOE y ministro de Fomento en funciones, José Luis Ábalos, o la vicepresidenta del Gobierno en funciones, Carmen Calvo.

b

Por parte de los republicanos, el equipo estará formado por Rufián, la portavoz y secretaria general adjunta de ERC, Marta Vilalta, y el presidente del Consell Nacional del partido, Josep Maria Jové, que fue el número 2 de Oriol Junqueras en la Consellería de Economía.

ERC ya manifestó que su posición inicial es el “no” a la investidura, aunque se abren a modificar su postura si hay un acuerdo para impulsar una mesa de negociación para abordar el conflicto en Cataluña que sea entre iguales, sin condiciones para que se pueda hablar de cualquier tema, fijando un calendario y unas garantías para cumplir los acuerdos.

El lunes los republicanos consultarán a sus bases sobre si avalan o no la investidura de Sánchez sin un acuerdo previo para crear esta mesa de negociación: “¿Estás de acuerdo con rechazar la investidura de Pedro Sánchez si previamente no hay un acuerdo para abordar el conflicto político con el Estado a través de una mesa de negociación?”, reza la pregunta que el partido someterá a votación.

Por su parte, el PSOE confía en que los republicanos se abran modificar su “no” tras la consulta de ERC, aunque la cúpula del PSOE insiste en la premisa de abordar el conflicto con Cataluña desde la “ley y el diálogo”, por este orden.

Priorizar la vía política

Ambas formaciones se reunieron por primera vez la semana pasada y Rufián trasladó a Lastra que votarán que “no” a la investidura mientras el PSOE no dé muestras de que priorizará la vía política para afrontar el conflicto catalán, aunque se emplazaron a seguir manteniendo contactos para negociar el apoyo a la investidura de Sánchez.

Así, ambas partes se emplazaron a continuar negociando ya con sus equipos la semana que viene, después de la consulta de los republicano.

Mientras se ponen en marcha las consultas a la militancia, el Ejecutivo destaca que ese pacto es el único viable por la “autoexclusión” de la derecha.

El PSOE e Izquierda Unida abrieron ayer sus respectivas consultas sobre el preacuerdo de un Gobierno de coalición entre los socialistas y Unidas Podemos, un referéndum que la formación de Pablo Iglesias empezará hoy, mientras que el lunes lo hará Esquerra, cuyos diputados pueden ser decisivos en la sesión de investidura.

Dentro de la constitución

La portavoz del Ejecutivo en funciones, Isabel Celaá, no quiso pronunciarse ayer, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, sobre la condición que ERC presenta para facilitar la investidura y que incluyó en su consulta a la militancia: la mesa de negociación sobre Cataluña.

Al respecto, Celaá solo quiso señalar que siempre mantuvo la posibilidad, “y además lo ha ejercido”, de que haya “diálogo dentro de la Constitución”.

Un día más, la portavoz del Gobierno hizo un llamamiento a las fuerzas políticas para que faciliten la investidura y la formación de un Gobierno pronto porque el país “lo necesita”.

Y ante las especulaciones sobre fechas o la posibilidad de que no sea posible un nuevo Gobierno antes de que acabe el año señaló que en el Ejecutivo “persiste la convicción” de que debe hacerse “cuanto antes”.

Comentarios