domingo 20/9/20

ERC pacta con Sánchez abstenerse en la sexta prórroga de la alarma

El acuerdo permite a las autonomías participar en la gestión del fondo de reconstrucción de la Unión Europea
El portavoz de ERC, Gabriel Rufián, durante su intervención en el pleno del Congreso
El portavoz de ERC, Gabriel Rufián, durante su intervención en el pleno del Congreso

ERC se abstendrá en la sexta prórroga del estado de alarma que el Gobierno presentará el miércoles en el Congreso, después de cerrar un acuerdo con el Ejecutivo, que permitirá, a cambio, que las comunidades ganen responsabilidades en la desescalada y participen en la gestión del fondo de reconstrucción europeo.  

La decisión sobre el voto de la formación republicana la tomó ayer la Permanente Nacional, el órgano de gobierno de ERC que toma decisiones cuando los otros organismos no pueden reunirse, y que ha sido convocada de urgencia, según fuentes del partido.

Por su parte, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ultima las negociaciones con los diferentes grupos del Congreso para buscar apoyos a la que se plantea como la última prórroga del estado de alarma, por 15 días más. 

A cambio de la abstención de los republicanos, el Ejecutivo se comprometió a que ésta sea la última prolongación del estado de alarma y a que la Generalitat, así como las otras autonomías, puedan participar en la gestión del fondo de reconstrucción de la UE, que aún se está negociando. 

El acuerdo, que deberá ratificarse el próximo lunes en la ejecutiva de ERC, recoge también que el Gobierno impulsará los cambios para asegurar una prestación a los trabajadores de empresas de la Conca d’Òdena, en el área de Igualada (Barcelona), que viven fuera de la zona y que no pudieron entrar a trabajar cuando el territorio estaba confinado. 

En uno de los puntos del acuerdo se señala además que, una vez se alcance la fase 3 de la desescalada, las comunidades serán “la autoridad competente delegada para la adopción y la ejecución de las medidas de dicha fase”, con la única excepción de las referidas a la libertad de circulación.  

También serán las autonomías las que puedan proponer al Ministro de Sanidad “la superación de la fase 3 de las diferentes provincias, islas o unidades territoriales”, para entrar en la denominada nueva normalidad. 

El acuerdo incluye asimismo el compromiso del Gobierno de priorizar medidas legales diferentes a la alarma en un futuro, como podrían ser las leyes sanitarias, para garantizar la “cogobernanza” con las comunidades ante posibles rebrotes de relevancia. 

Las reformas legales necesarias para ellos serán presentadas en una comisión de evaluación que se creará en el Congreso para que sean tramitadas en unos tres meses desde su creación. 

Esta comisión también abordará “la reserva estratégica de material sanitario y de su autoabastecimiento” para asegurar una población “más protegida”. 

En un comunicado, ERC destacó que “el Gobierno, conformado por PSOE y Podemos, se vio forzado a replantearse su postura después del toque de atención de los republicanos en la negociación fallida por la prórroga anterior”.

Esquerra subraya que, pese a no aparecer en el acuerdo escrito, el Ejecutivo de Pedro Sánchez “ya ha expresado públicamente su voluntad de volver a reunir la mesa de negociación entre el Govern y el Gobierno del Estado una vez la pandemia entre en la fase de nueva normalidad”. 

La decisión de ERC choca con la posición de JxCat, su socio en el Gobierno catalán, y, en primer lugar, con la del presidente de la Generalitat, Quim Torra, que ayer se mostró en contra de la prórroga si no se retornan a la Generalitat las competencias que están bajo el mando del Gobierno central.

Torra reclamó también “los 4.000 millones de euros que Cataluña necesita”  y que se permita a las administraciones locales hacer uso de su superávit.

Comentarios