sábado 19/9/20

La desescalada tendrá cuatro fases y durará hasta finales de junio

El presidente del Gobierno informó ayer de que el 4 de mayo comienza la reapertura, que se hará por provincias
Pedro Sánchez | efe
Pedro Sánchez | efe

El Gobierno diseñó un plan de desconfinamiento en cuatro fases que empezará el 4 mayo con la reapertura de actividades con cita previa y atención individual, como los restaurantes con comida para llevar, que deberán seguir todas las medidas de sanidad y seguridad. Todas las medidas se aplicarán por provincias o islas y terminarán a finales de junio, cuando se dará paso a la conocida “como nueva normalidad”.

“Estaremos en la nueva normalidad si la epidemia está controlada en todos y cada uno de los territorios”, advirtió el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, al anunciar el plan tras el Consejo de Ministros de ayer.

Cada fase durará dos semanas y se avanzará a la siguiente etapa si los indicadores sanitarios apuntan que es posible continuar, siempre con medidas de control y el uso de material preventivo.

El presidente explicó ayer que el desconfinamiento de España durará como mínimo seis semanas y como máximo, ocho.

La primera fase, la 0, es la actual, explicó Sánchez, cuando se permitió el paseo a los menores desde el pasado domingo o el que se dará el día 2 de mayo para la salida de adultos.

A partir del 4 de mayo, se va a permitir la apertura de locales con actividades individuales y cita previa, así como el entrenamiento individual de deportistas profesionales y federados.

Esta fase se va a aprovechar para la señalización de todos los locales y negocios y la preparación de los lugares abiertos al público para pasar a la fase 1 o fase inicial, a partir de 11 de mayo.

En cada provincia o isla y siempre bajo estrictas medidas de seguridad, recalcó Sánchez en la rueda de prensa, podrá abrir el pequeño comercio, las terrazas de bares y restaurantes al 30% de su capacidad y hoteles y alojamientos rurales, pero con los espacios comunes cerrados.

Se incluirá un horario “preferente” para las personas mayores, por su seguridad ya que son el grupo más vulnerable, explicó.

También volverán en esta fase actividades pesqueras y agroalimentarias, con algunas restricciones, y los lugares de culto pero con aforo limitado.

La siguiente fase, la 2 o fase intermedia, siempre que los datos permitan continuar con este ritmo quincenal de fases, recalcó Sánchez, permitirá abrir los espacios interiores de los locales de restauración, con separaciones para los clientes.

Se reanudará también la caza, la pesca, la actividad de cines y teatros con aforos limitados a un tercio de su capacidad y distanciamiento y también se podrán celebrar actos culturales con menos de 50 personas y al aire libre si suman menos de 400.

A ello se le suma que se permitirá, asimismo, que los lugares de culto podrán acoger a la mitad de su capacidad.

La fase 3 supondrá se flexibilizará la movilidad general, agregó el presidente, siempre con el uso recomendado de mascarillas, y se ampliará la ocupación de espacios, como el comercio, por ejemplo, que podrá tener un aforo limitado al 50 por ciento.

El próximo lunes 11 mayo, apuntó Sánchez, todas las provincias que cumplen requisitos pasarán a la fase 1. Quincenalmente, Sanidad evaluará el cumplimiento de los marcadores y se decidirá el avance hacia las siguientes fases o no.

Nueva prórroga

Asimismo, Sánchez anunció que pedirá una nueva prórroga del estado de alarma por 15 días en el Congreso cuando concluya la actual el próximo 10 de mayo, sin aclarar si solicitará más hasta finales de junio.

El presidente indicó que esta medida “se ha demostrado eficaz” en la crisis del coronavirus.

Comentarios