miércoles 2/12/20

Colau dará “todas las facilidades” para que se vote el 1-O

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, aseguró ayer que su ayuntamiento dará “todas las facilidades” para la participación en el referéndum anunciado por el Govern para el 1 de octubre, aunque ha puesto en duda que, si finalmente se produce la votación, “sea un referéndum efectivo”.

Ada Colau explica su postura sobre el referéndum durante la presentación de una iniciativa municipal | quique garcía (efe)
Ada Colau explica su postura sobre el referéndum durante la presentación de una iniciativa municipal | quique garcía (efe)

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, aseguró ayer que su ayuntamiento dará “todas las facilidades” para la participación en el referéndum anunciado por el Govern para el 1 de octubre, aunque ha puesto en duda que, si finalmente se produce la votación, “sea un referéndum efectivo”.
Después de que Catalunya en Comú, que aglutina a formaciones de izquierda conocidas como los “comunes”, decidiera que apoyará la convocatoria del 1-O como una movilización legítima de respuesta al “inmovilismo” del PP, pero no la considerará un “referéndum vinculante” sobre la independencia, la posición de esa formación y en particular de Colau centró el debate.

Movilización
Fue en el marco de la presentación del Observatorio Metropolitano de la Vivienda de Barcelona cuando la alcaldesa apuntó que “evidentemente si hay una movilización, en Barcelona habrá todas las facilidades para que esta movilización se produzca con el máximo éxito posible, como se hizo en las Diadas o en el 9-N”.


Así, pidió no dudar de que en Barcelona, “ciudad comprometida con el derecho a decidir”, se darán “evidentemente todas las facilidades para participar en lo que sea, sea una movilización para el derecho a decidir o si se consigue hacer un referéndum efectivo; evidentemente que Barcelona estará con todas las garantías”.
Y aunque recordó que “no hay convocatoria y no sabemos ni siquiera si habrá urnas o no”, recalcó que su “predisposición a participar es clarísima”, preguntada sobre si ella votará en el 1-O.


La dirigente de Barcelona en Comú y Catalunya en Comú recordó que estos partidos son “espacios soberanistas que consideran que es necesario un referéndum efectivo para decidir la relación de Cataluña con el Estado” y dan “pleno apoyo al 1–O, aunque sea una movilización y no un referéndum efectivo”.
“Hay dudas razonables, que han expresado incluso miembros del propio gobierno catalán, de que la propuesta del Govern para el 1 de octubre sea un referéndum efectivo”, insistió.


Las críticas que ya arreciaron en los últimos días contra Catalunya en Comú desde todos los sectores políticos prosiguieron ayer, también contra Colau.
Así, el PDeCAT ha considerado que Colau facilitará el 1-O “por arrastre, no por convicción”, ya que los comunes siguen “confusos” y, además, dan prioridad a “desgastar al Govern”, lamentó el diputado Jordi Xuclá.
Por su parte, el portavoz de ERC, Sergi Sabriá, advirtió a los comunes de que su posición sobre el referéndum condicionará los pactos de gobierno actuales y futuros en todas las instituciones, pero se ha mostrado convencido de que los votantes de Catalunya En Comú acudirán a votar el 1–O.


Pero desde el otro lado del espectro político también se cargó contra Colau, como es el caso de la líder de Ciudadanos en Cataluña, Inés Arrimadas, quien dijo que no ve “sorpresa ninguna” en las palabras de la alcaldesa, al recordar que la vio encabezando manifestaciones independentistas.
El líder del PP en el Ayuntamiento de Barcelona, Alberto Fernández, señaló asimismo que si Colau “apoya el 1–O, estará incurriendo en responsabilidad”.

Comentarios