sábado 23/1/21

Bárcenas confirma que el PP tenía una caja B y el partido lo vuelve a desmentir

El extesorero del PP Luis Bárcenas aseguró ayer en tres ocasiones que el PP disponía de una “contabilidad extracontable” que él y la persona encargada de las finanzas de las formación, su entonces jefe, Álvaro Lapuerta, anotaban. Se trataba de donaciones procedentes de empresas

El extesorero popular Luis Bárcenas	archivo ec
El extesorero popular Luis Bárcenas archivo ec

El extesorero del PP Luis Bárcenas aseguró ayer en tres ocasiones que el PP disponía de una “contabilidad extracontable” que él y la persona encargada de las finanzas de las formación, su entonces jefe, Álvaro Lapuerta, anotaban. Se trataba de donaciones procedentes de empresas que “no tenían carácter finalista” –que no estaban dirigidas a obtener determinadas adjudicaciones–, aseguró.
Durante su interrogatorio como acusado en el juicio por la primera época de la trama “Gurtel” (1999-2005), Bárcenas explicó que distintos empresarios entregaban donativos siempre a través de Lapuerta y se les dejaba claro que estas entregas de dinero no tendrían ninguna contrapartida. “Todos los empresarios quieren echar una mano a los partidos políticos, a todos”, afirmó ante el tribunal.
Bárcenas señaló también que la intención de las empresas a través de estas contribuciones económicas era similar a la que cualquiera mantiene en su día a día con su médico o con el fontanero y pretendía sentar las bases para una buena relación. “Lo hacemos todos”, destacó y añadió que estos contribuyentes luego pedían que se les “dejara bien” ante los responsables de la formación.
Además admitió la autoría de las anotaciones. “La reconozco, evidentemente, corresponde a que había determinados donativos y el señor Lapuerta y yo anotábamos quién entregaba esas cantidades y el uso que se hacía de ellas”.
“Eran donativos sin carácter finalista, no respondían a ninguna gestión, no se contabilizaban oficialmente, es obvio, pero se llevaba un control de entradas y salidas. El señor Lapuerta como máximo responsable quería tener la certeza de que estaba bien controlado, y por eso le dábamos el visé para justificar ante terceros”, destacó.
Bárcenas, que se negó por recomendación de sus abogados a entrar en detalle sobre estas aportaciones y sus autores, rechjazó tajantemente haberse lucrado con estos donativos. A la pregunta de la fiscal Concepción Sabadell “¿usted se ha quedado con parte del dinero?”, respondió: “absolutamente nada, era imposible”.

negativa tajante
Por su parte, el portavoz del PP, Pablo Casado, afirmó que su partido siempre ha negado la existencia de una contabilidad B, en dinero negro, de la que habla el extesorero popular, defendió la “honorabilidad” de sus cargos directivos y del conjunto de la organización y enmarcó las declaraciones de Bárcenas en su estrategia de defensa.
Casado aseguró que nadie en el Comité Ejecutivo Nacional del PP celebrado ayer mencionó a Bárcenas y que esperan una sentencia judicial cuanto antes, “que se sepa la verdad”. “El partido está muy tranquilo y muy orgulloso de lo que ha hecho por los españoles”, agregó.
El portavoz popular dijo una y otra vez que no iba a comentar las palabras de Bárcenas desde el banquillo y que el PP defiende su honor “en contra de las acusaciones que se pueden verter” en un procedimiento judicial.

Comentarios