martes 22/9/20

La vieja Pescanova gana 9.000 euros en un semestre frente a las pérdidas de un año antes

La vieja Pescanova, cuyo principal activo es una participación del 20% en Nueva Pescanova, registró un beneficio neto de 9.000 euros en el semestre iniciado el 1 de diciembre de 2015 y finalizado el 31 de mayo de este año.

La cifra de negocio de la firma alcanzó los 23.000 euros             archivo ec
La cifra de negocio de la firma alcanzó los 23.000 euros archivo ec

La vieja Pescanova, cuyo principal activo es una participación del 20% en Nueva Pescanova, registró un beneficio neto de 9.000 euros en el semestre iniciado el 1 de diciembre de 2015 y finalizado el 31 de mayo de este año, frente a unas pérdidas de 59.000 euros registradas un año antes, según informó la sociedad de cartera a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
El importe neto de la cifra de negocios alcanzó los 23.000 euros entre diciembre del pasado año y mayo de 2016, al tiempo que el resultado de explotación se situó en 40.000 euros.
La sociedad dio a conocer dichos resultados a pocos días de celebrar su junta general de accionistas, marcada por la división entre sus propietarios, que se escenificará en la votación de dos propuestas alternativas para renovar y ampliar su consejo de administración.
Así, los accionistas deberán optar el próximo día 21 entre la propuesta del fondo Broadbill Investment Partners, propietario del 3,697% del capital social de la firma, de ampliar el consejo de cuatro a seis miembros e incorporar “profesionales altamente cualificados”, y la propuesta inicial de la firma de ampliar de cuatro a siete miembros el órgano de dirección.
Broadbill propone el nombramiento como consejeros de Luis Chicharro, Luis Aurelio Martín y Wilson Hudkins Cáceres, a quienes considera “profesionales altamente cualificados” con experiencia “en el reflotamiento de empresas”, el cese del consejero César Mata, aunque manteniendo su condición de secretario no consejero, así como la resolución “de forma amistosa” de las “diferencias” con Nueva Pescanova, en la que la banca ostenta el 80% del capital. Frente a esta propuesta, la antigua Pescanova plantea la ampliación de cuatro a siete miembros, así como la incorporación de Carlos Federico Sanz Navarro, César Real Rodríguez y Leopoldo Fernández Zugazabeitia.
Estas diferencias entre los accionistas de la vieja Pescanova se producen a la espera de que la banca aborde una eventual ampliación de capital en Nueva Pescanova y que podría diluir la participación de la sociedad de cartera en la multinacional pesquera. Ante esto, la vieja Pescanova ya advirtió de que votará en contra de un reforzamiento de los fondos propios de Nueva Pescanova mediante una ampliación de capital por capitalización de créditos e impugnará los acuerdos de la junta que aprobará dicha operación, e iniciará cualquier otra acción legal que considere necesaria para evitar su materialización.
Por el contrario, la sociedad respaldará una prórroga de los créditos participativos existentes con el objetivo de reforzar los fondos propios de la pesquera o la transformación de créditos existentes no participativos en participativos.

Comentarios