viernes 4/12/20

UGT estima que el gasto para políticas sobre desempleo cayó un 38% desde 2010

Los recursos destinados a políticas por desempleo sufrieron una merma del 38% entre 2010 y 2017, según se desprende de un informe realizado por UGT, en el que se recuerda que solo en los Presupuestos Generales del Estado

Un grupo de personas se dirige hacia una oficina de empleo | aec
Un grupo de personas se dirige hacia una oficina de empleo | aec

Los recursos destinados a políticas por desempleo sufrieron una merma del 38% entre 2010 y 2017, según se desprende de un informe realizado por UGT, en el que se recuerda que solo en los Presupuestos Generales del Estado de este año el recorte fue del 3,93%, lo que bajo su punto de vista “intensifica la precarización que estas políticas sufrieron en España”.
En concreto, el sindicato recordó que la cuantía programada para prestaciones por desempleo descendió en 18.027 millones de euros, un 6,7% menos que en los Presupuestos de 2017, mientras que hay 4,2 millones de personas en paro y la cobertura no logra subir del 55%.

Bonificaciones y cotizaciones
Sin embargo, apuntó que el presupuesto que aglutina las partidas de políticas activas de empleo, que cuenta con unos 5,575 millones de euros, aumentó un 6,36% respecto a 2016, pero que este ascenso “no se destina a mejorar los servicios públicos de empleo”, sino que se concentra en el pago de las bonificaciones en las cotizaciones a la Seguridad Social por contratación.
Así, el sindicato apuntó que desde 2010 el descenso se ha producido tanto en la partida de prestaciones como en las políticas activas. Sobre los PGE de este año, UGT cree que son “insuficientes” para atender al total de parados que hay en España, ya que se van a destinar 2.603 euros menos por parado que en 2010, cifra que está muy lejos del nivel europeo.
También recordó que el criterio seguido por los presupuestos es “puramente económico” y que “se basa en una previsión sobre la creación de empleo”. UGT cree que este criterio no puede prevalecer porque el descenso en el gasto en prestaciones por desempleo “no es solo consecuencia del menor número de personas desempleadas, sino del endurecimiento de las condiciones de acceso a las prestaciones”.

Comentarios