miércoles 21/10/20
COCA-COLA ERE

UGT espera que el consejo del embotellador de Coca-Cola recapacite sobre el ERE

UGT espera que el consejo de administración de Coca-Cola Iberian Partners (CCIP) recapacite este miércoles sobre el ERE y cambie su propuesta de destrucción de empleo, y asegura que Coca-Cola, como dueño de la marca, "tiene un problema de reputación y no puede mirar para otro lado".

El secretario general de FITAG-UGT, Antonio Deusa. EFE/Archivo
El secretario general de FITAG-UGT, Antonio Deusa. EFE/Archivo

UGT espera que el consejo de administración de Coca-Cola Iberian Partners (CCIP) recapacite este miércoles sobre el ERE y cambie su propuesta de destrucción de empleo, y asegura que Coca-Cola, como dueño de la marca, "tiene un problema de reputación y no puede mirar para otro lado".

El secretario general de Fitag-UGT, Antonio Deusa, en una rueda de prensa en Madrid, ha informado de que el 21 de marzo se vota una Proposición no de Ley introducida por varios grupos parlamentarios de izquierda -a propuesta de UGT y CCOO- en la que se pide que el Gobierno se implique para abrir una nueva mesa de negociación en relación al conflicto con las plantas del embotellador de Coca-Cola.

"El Gobierno no puede pensar que no es su problema; debe obligar a CCIP a sentarse a hablar con los sindicatos. Ahora que el Gobierno nos plantea que tocamos techo en cuanto a la recesión, resulta que el sector que peor se está comportando es el agroalimentario, con problemas en Panrico, Freiremar, Pescanova -aunque aquí ha sido un problema de gestión- y ahora Coca-Cola", ha indicado Deusa.

Ha insistido en que impugnarán el ERE si Coca-Cola decide presentarlo después de los 15 días que tiene de plazo legal tras haberse cerrado sin acuerdo la mesa de negociación.

"No pueden presentar este ERE porque no hay consolidación laboral; los trabajadores siguen cobrando de cada una de las Begas", ha detallado Deusa a Efeagro.

Ha pedido que se abra un periodo de negociación en el que no estén sujetos a presiones de ningún tipo, ni de tiempo, ni por parte de la empresa a los trabajadores y sindicatos.

"No es lo mismo abordar un proceso como este sin la presión de los plazos, ni la que ejerce Coca-Cola, ni la que soportan los trabajadores y los sindicatos", ha señalado.

En este sentido, ha querido matizar que "quien piense que sólo con no cerrar la planta de Madrid esto se arregla, está muy equivocado".

En su opinión, hay muchos intereses en este conflicto y los trabajadores han estado sujetos a muchas presiones por parte de la compañía, incluso a través de una campaña orquestada por las redes sociales.

Según ha remarcado, en centros que no están afectados por el cierre, pero sí por otras medidas, las votaciones realizadas salen a favor de lograr las mejores condiciones económicas posibles, "cada centro tiene posiciones distintas".

Deusa ha destacado que, cuando Coca-Cola asegura que la marca está dañada, lo que en su opinión debe hacer es "defender su reputación e implicarse en la negociación y favorecer el acuerdo".

"Nosotros no queremos meter presión a nadie, solo que haya un acuerdo", ha indicado.

Para el secretario del sector de alimentación del sindicato, Sebastián Serena, la tensión sindical en este conflicto no ha sido distinta a los de otros, como ha sido el caso de Panrico, "las tensiones se producen por diferencia en las estrategias, y las tácticas, no en los objetivos".

UGT no se sumó a la rueda de prensa que ofreció CCOO la pasada semana porque, según Deusa, al día siguiente había una reunión con CCIP aún en el periodo de la mesa de negociación.

Ha puntualizado, sin embargo, que las dudas sobre tensiones entre sindicatos se disipan cuando se ve que no hay acuerdo sobre ERE y que todos los sindicatos dicen lo mismo.

Para Deusa no se entiende el objetivo de la compañía de cerrar la planta de Madrid cuando es, tras Alemania, la que más consume de Europa -con un 14 % de cuota- y cuando abastecer este mercado supondría que 300 camiones tuvieran que entrar todos los días a Madrid.

Comentarios