martes 20/10/20

Los minoritarios de Pescanova celebran que tendrán representación en el consejo

La asociación de accionistas minoritarios de Pescanova (Amap) mostró su satisfacción por la posible ampliación de cuatro a siete miembros del futuro consejo de la compañía, donde contarán con representación.

Edificio que alberga la sede de Pescanova, en Redondela 	archivo ec
Edificio que alberga la sede de Pescanova, en Redondela archivo ec

La asociación de accionistas minoritarios de Pescanova (Amap) mostró su satisfacción por la posible ampliación de cuatro a siete miembros del futuro consejo de la compañía, donde contarán con representación.
En concreto, Pescanova propondrá en su próxima junta el próximo 20 de septiembre a sus accionistas la ampliación del consejo de administración de cuatro a siete miembros, tras la incorporación de Carlos Federico Sanz Navarro, César Real Rodríguez y Leopoldo Fernández Zugazabeitia por un plazo de cuatro años.
Amap destacó la “gran labor que altruistamente” ha realizado Carlos Sanz al frente de la organización estos tres años. “Confiamos en que pueda ayudar a encauzar las relaciones con la dirección de Nueva Pescanova que, por momentos, hemos visto demasiado tensas y que pueden dificultar los intereses generales de los más de 9.000 minoritarios atrapados en Pescanova”, dijo.
Por otro lado, los minoritarios también se mostraron “totalmente” de acuerdo con la posición del actual consejo de votar no a la previsible ampliación de capital, ya que opinan que se pueden buscar otros métodos que no conlleven diluir las acciones.
Amap, además, solicitó que la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Nueva Pescanova y Pescanova se reúnan para que piensen “no solo en intereses particulares, sino también en el de tantas familias a las que este fraude les ha podido llevar a situaciones de extrema desesperación”.
Los minoritarios son optimistas y confían en que si todos ponen de su parte, Pescanova debería de estar cotizando en septiembre, una vuelta al parqué que “sería bueno para todos”.
Pescanova, que ostenta un 20% del capital de Nueva Pescanova, votará en contra de un reforzamiento de los fondos propios de Nueva Pescanova mediante una ampliación de capital por capitalización de créditos e impugnará los acuerdos de la junta que aprobará dicha operación, al tiempo que iniciará cualquier otra acción legal que considere necesaria para evitar su materialización. Por el contrario, la sociedad respaldará una prórroga de los créditos participativos existentes con el fin de reforzar los fondos propios de la pesquera o la transformación de créditos existentes no participativos en participativos.
Pescanova llevará esta propuesta de sentido del voto a la junta de Nueva Pescanova para el caso de que se convocara, una vez obtenida autorización expresa de sus accionistas.
La sociedad respalda la transformación en préstamos participativos de una parte de los créditos concursales de Nueva Pescanova u otros de su grupo de empresas con la pesquera, cosa que ya ha hecho la propia compañía este año, por un importe de 46,7 millones de euros.
“Esta modalidad de refuerzo de fondos propios evita la dilución inmediata de los accionistas actuales de Nueva Pescanova y es menos onerosa para los acreedores concursales que la capitalización de sus créditos”, señaló la firma pesquera.
A su juicio, sería suficiente una prórroga del crédito participativo actual que vence el 29 de abril de 2017.

Comentarios