jueves 3/12/20

Los bancos acreedores temen que Pescanova oculte más de 500 millones de deuda

La banca acreedora sospecha que la empresa gallega Pescanova oculta más de 500 millones de deuda a través de una operativa entre sus filiales que enmascara buena parte del pasivo.
sede central de la empresa pescanova en chapela efe/salvador sas
sede central de la empresa pescanova en chapela efe/salvador sas

La banca acreedora sospecha que la empresa gallega Pescanova oculta más de 500 millones de deuda a través de una operativa entre sus filiales que enmascara buena parte del pasivo. Entre los bancos hay indignación porque, a pesar de haber presentado preconcurso el día 1, la compañía que preside Manuel Fernández de Sousa Faro todavía no ha entregado a los acreedores un mapa crediticio solvente que ofrezca una imagen fiel del balance de la empresa, según recoge “El Confidencial”.

Ante la incertidumbre, la banca maneja una horquilla muy amplia: entre 500 millones y 1.000 millones de crédito añadido que debería aflorar próximamente. En todo caso, se da por hecho que la deuda de Pescanova superará los 1.522 millones que reconoce la compañía.

La empresa gallega celebra hoy un consejo en medio
de las tensiones

Hay dos salvedades que la firma de auditoría BDO quiere introducir y por las que se está negando a firmar las cuentas. La banca cree que una de ellas se refiere a dejar constancia para que aflore esta deuda oculta. Mientras, el Banco de España asegura que la deuda total del grupo asciende a 2.500 millones, de los que 1.600 corresponderían a la matriz. La banca acreedora tenía previsto reunirse ayer mismo para nombrar a un comité coordinador que sería el encargado de liderar las negociaciones con el gigante de los congelados.

Mientras, si se confirmase el uso de información privilegiada en la compraventa de títulos de Pescanova, que la Comisión Nacional Mercado de Valores está investigando, los responsables podrían enfrentarse a penas de hasta cuatro años de cárcel.

Las entidades critican la falta de
un balance fiel de las cuentas de la firma

Por otro lado, el consejo de administración de Pescanova celebra hoy una reunión extraordinaria en la que se prevé un ambiente tenso. El segundo accionista de la compañía, la cervecera Damm, solicitará que las decisiones inmediatas se tomen por mayoría del consejo y no respondan al “criterio unipersonal” de De Sousa Faro. Incluso se baraja la posibilidad de que el presidente de la firma gallega sea relevado de su puesto.

Comentarios