martes 27/10/20

El fiscal de las “black”: “El rescate de Bankia fue un funeral para los españoles”

El fiscal Anticorrupción Alejandro Luzón indicó durante su intervención en el juicio por el uso fraudulento de las tarjetas “black” que el rescate de Bankia –que recibió 22.000 millones de euros de las arcas públicas– lo pagaron los españoles y que supuso un “funeral”.

El expresidente de Bankia Rodrigo Rato	ep
El expresidente de Bankia Rodrigo Rato ep

El fiscal Anticorrupción Alejandro Luzón indicó durante su intervención en el juicio por el uso fraudulento de las tarjetas “black” que el rescate de Bankia –que recibió 22.000 millones de euros de las arcas públicas– lo pagaron los españoles y que supuso un “funeral”.
Durante su informe ante los magistrados que juzgan el caso de las tarjetas opacas al fisco sobre las cuestiones previas expuestas por las defensas, Luzón defendió la legitimidad del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) para acusar de forma particular en la vista.
Así, aseguró que no solo el FROB resultó perjudicado por los 12 millones que gastaron los 65 exconsejeros y altos cargos de Caja Madrid con sus black. “Todos los españoles hemos pagado y yo estoy aquí para defender sus intereses”, agregó.
Además, Luzón rechazó los motivos planteados por las defensas de los 65 acusados por el uso de tarjetas opacas al fisco de Caja Madrid para intentar parar el juicio. “Han intentado sacar agua de las rocas y la poca que ha salido no es potable”, dijo.
Por su parte, el abogado del Fondo de Reestructuración Bancaria (FROB) precisó que la entidad se ha visto perjudicada “directamente” por el uso fraudulento de las tarjetas opacas y por ello defendió su legitimidad para continuar en la causa como acusación particular.
“El FROB está perjudicado por hacer frente al costosísimo proceso de saneamiento de BFA Bankia, es un perjuicio directo”, afirmó.
El letrado respondió a las defensas de los 65 exaltos cargos de Caja Madrid y Bankia que aseguraron que su presencia en la vista como afectado particular no tenía sentido, y dijo que el FROB “actúa por mandato legal”, y por lo tanto su presencia en la vista en calidad de acusación “no es caprichosa ni ineludible”.
Frente a la tesis de las defensas, que el lunes aseguraron que el presunto perjuicio provocado en sus arcas se circunscribe al rescate, ejercido ya en Bankia, el FROB asegura que tiene condición de afectado directo y que no haber actuado implicaría haber incumplido sus obligaciones legales. “La relación causal entre el perjuicio derivado del derecho delictivo y la condición del FROB es directa, no indirecta”, defendió el letrado.
Mientras, la Confederación Sindical de Crédito (CIC) defendió que el gasto efectuado por los ex altos cargos y directivos de Caja Madrid derivado del uso que hicieron de sus tarjetas “black” tuvo repercusión negativa en las cuentas de Bankia y por ello considera legítimo que la entidad nacionalizada continúe como acusación particular.
Por otro lado, el letrado que ejerce la acusación de Bankia descartó que la entidad haya vulnerado la Ley de Protección de Datos con la difusión del listado de los gastos efectuados por los encausados y dijo que la entidad fue “especialmente cautelosa” en el respeto a la intimidad de los 65 exaltos cargos de Caja Madrid y Bankia.
Mientras, la presidenta del tribunal que juzga el uso fraudulento de las tarjetas opacas, Ángela Murillo, rechazó ayer la petición del expresidente de la CEOE Gerardo Díaz Ferrán de ausentarse de las sesiones del juicio por motivos de salud después de que fuese examinado por una médico forense de la Audiencia Nacional.

Comentarios