miércoles 23/9/20

Bruselas pide más transparencia a España tras el ajuste del déficit de las autonomías

La Comisión Europea subrayó ayer la necesidad de una mayor “transparencia” de las cuentas públicas españolas, días después de que el Gobierno anunciase una revisión del déficit de 2011 por los gastos de algunas regiones.
el comisario europeo de asuntos económicos y monetarios, olli rehn  efe
el comisario europeo de asuntos económicos y monetarios, olli rehn efe

  La Comisión Europea subrayó ayer la necesidad de una mayor “transparencia” de las cuentas públicas españolas, días después de que el Gobierno anunciase una revisión del déficit de 2011 por los gastos de algunas regiones.

“El vicepresidente (Olli) Rehn ha subrayado una y otra vez la necesidad de más transparencia y buena gestión en las cuentas públicas en todos los niveles de la Administración: Gobierno central, regiones y municipios”, señaló el portavoz comunitario de Asuntos Económicos, Amadeu Altafaj. Preguntado por las consecuencias del ajuste al alza que el Ejecutivo español ha hecho en el déficit del pasado año, Altafaj no quiso entrar en detalles y pidió que se espere al análisis de la situación de cada país del euro que Bruselas presentará el día 30.

“No se trata de satisfacción o insatisfacción (por las cifras), o de preocupaciones. Incorporaremos todos los datos a nuestro análisis”, zanjó el portavoz.

Bruselas, que enviará esta semana a expertos de Eurostat –su oficina estadística– a Madrid, pretende verificar con esa misión si el ajuste del déficit de 2011 anunciado por Gobierno español es “exhaustivo”, así como extraer “lecciones” para que la situación no se repita. Altafaj destacó que la Comisión Europea no pone en duda la capacidad del Instituto Nacional de Estadística (INE) de España, el encargado de recoger los datos.

“Tenemos relaciones excelentes y la colaboración e intercambio de datos son muy fluidos, no tenemos razones para dudar de la calidad del trabajo del INE”, aseguró.

Según la Comisión, el Ejecutivo de Mariano Rajoy entiende la “importancia de una total claridad de las finanzas públicas en las regiones” y está tratando el asunto con, “por ejemplo, la Ley de Estabilidad Presupuestaria establecida y los planes de ajuste fiscal acordados la semana pasada entre el Gobierno y las regiones”.

Estas medidas son “pasos en la buena dirección en el sentido de aportar más transparencia y una gestión más eficaz en el control del gasto, para que no dé estos golpes a la confianza en la economía española”, añadió Altafaj.

Por su parte, el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, aseguró ayer que “en estos momentos tenemos ya sobre la mesa todo lo que durante mucho tiempo se había ocultado” en relación con las cuentas de las comunidades y eso, auguró, “será valorado por Bruselas”. El ministro recalcó que el Gobierno ofrecerá “toda la información” que precise al grupo de expertos de la Comisión Europea.

Por otro lado, la Comisión Europea descartó ayer la posibilidad de usar directamente el fondo de rescate comunitario para recapitalizar la banca y subrayó que esa opción no es posible desde un punto de vista jurídico. Altafaj dejó claro que “no es posible inyectar dinero del fondo de rescate europeo directamente a los bancos” y que “cualquier ayuda tiene que pasar por los estados y con ella comporta un programa de ajuste”. Además, en el caso de España, destacó que las autoridades españolas han dicho a Bruselas “que no esperan recurrir a ninguna ayuda europea”.

Comentarios