La banca mejora los horarios y la atención a los mayores ante el clamor popular

Horarios amplios de atención presencial en sucursales, asistencia telefónica personalizada y preferente, y cajeros con lenguaje simplificado son algunas de las medidas del protocolo firmado ayer por la banca para mejorar el acceso de los mayores y personas con discapacidad a sus servicios.


Estas novedades, que pretenden mejorar la atención en todos los canales (presencial, telefónico, cajero y aplicaciones digitales), se verán reforzadas con la formación específica que recibirá el personal de las oficinas bancarias, explicó en rueda de prensa la ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño.


“Si se comprueba que son insuficientes o mejorables, tendremos que ver juntos cómo extenderlas o mejorarlas”, dijo Calviño, quien ha anunciado el programa que seguirá el Ejecutivo en su voluntad de velar por el cliente.


En las próximas semanas, se adoptará por el Consejo de Ministros el proyecto de Ley de Servicios de Atención al Cliente (aún pendiente del dictamen del Consejo de Estado), que incluirá exigencias específicas para el sector, mejorando los canales y la atención personalizada. 


El texto recoge la disposición de las entidades a ampliar los servicios de caja con atención personalizada para mayores desde las 9.00 hasta las 14.00 horas; este colectivo, unido al de las personas con discapacidad, tendrá prioridad en caso de alta afluencia de público en las oficinas de las sucursales bancarias.


Se comprometen también a facilitar una atención telefónica preferente, sin coste adicional y a través de un interlocutor personal, para los clientes mayores. Si son usuarios a los que se prestan servicios sin oficina, el horario será, como mínimo, de 9.00 a 18.00 horas. Se garantiza la accesibilidad al nivel técnico y la sencillez de los cajeros automáticos, aplicaciones móviles y páginas web, con versiones adaptadas. 

La banca mejora los horarios y la atención a los mayores ante el clamor popular

Te puede interesar