domingo 20.10.2019

Abanca y el Foro Económico señalan que Galicia creció un 3,4% en octubre

La cifra de negocios del sector servicios está entre las más destacadas de la comunidad en lo que va de año.

El indicador de Abanca recoge una evolución desfavorable en la producción de vehículos en lo que va de año | archivo ec
El indicador de Abanca recoge una evolución desfavorable en la producción de vehículos en lo que va de año | archivo ec

El economía gallega creció un 3,4% en octubre en comparación con el mismo mes de 2017, según el Indicador Abanca-Foro de Conxuntura Económica.

El Foro Económico de Galicia destaca que esta tasa es idéntica a la alcanzada el mes pasado, en el que se confirmó una leve desaceleración de la actividad de la economía gallega.

En términos intertrimestrales, el crecimiento de la actividad económica gallega también se mantiene estable, de forma que se sitúa en el 0,7%.

De tal forma, el indicador arroja un crecimiento relativamente estable en el inicio del último trimestre del año, si bien apunta una ligera bajada en su intensidad.


En lo que va de año, la cifra de negocios del sector servicios está entre las cifras más destacadas. En el lado negativo, hay una desfavorable evolución en la producción de vehículos.

PIB estatal
La economía española creció el 0,6 % entre julio y septiembre, el mismo ritmo al que ya lo hizo durante los dos primeros trimestres del año, impulsada por el consumo interno que, sin embargo, empieza a mostrar una leve desaceleración.

El Instituto Nacional de Estadística (INE) confirmó ayer el dato trimestral que ya adelantó hace dos meses, aunque también ha corregido a la baja, en una décima, la variación interanual del Producto Interior Bruto (PIB), para dejarla en el 2,4%, su nivel más bajo en cuatro años.

Esa tasa interanual –que mide cuánto ha aumentado el PIB entre el tercer trimestre de 2017 y el de 2018– es también una décima menos que el avance logrado en el segundo trimestre del año. Así, el PIB interanual acumula ya tres meses de desaceleración, puesto que desde el 3,1 por ciento trimestral con el que acabó 2017 pasó al 2,8% en el primer trimestre de 2018, al 2,5% en el segundo y al 2,4 por ciento en el tercero. No se registraba un ritmo tan lento desde finales de 2014.

Tras darse a conocer este dato, que es cinco décimas inferior al registrado en el tercer trimestre de 2017, la Cámara de Comercio de España quiso destacar que también es ocho décimas superior al de la zona euro y seis décimas mayor que el de la UE.


La leve contención del PIB español interanual se debió en parte a que la demanda interna no aportó tanto como se había previsto inicialmente (dos décimas menos) ni como lo hizo en el trimestre anterior (tres décimas menos), aunque sin duda siguió siendo el principal soporte del crecimiento económico español, al aportar 2,8 puntos.

De este modo, aunque la aportación de la demanda interna del tercer trimestre es la más baja de los cuatro últimos trimestres, permitió compensar la caída de la demanda exterior, que restó 0,4 puntos al PIB, una décima menos de lo que se había previsto, pero dos décimas más que en el trimestre anterior.

El empleo, en términos de puestos equivalentes a tiempo completo, creció el 0,7% en el trimestre, una décima menos que en los tres meses anteriores, pero en los últimos doce meses acumuló un avance del 2,5% (equivalente a 450.000 empleos).

Comentarios