miércoles 21/10/20

Los problemas en la venta de Arias no deberían afectar a las obras de Riazor

En los últimos días, Economía Digital informó sobre una serie de problemas que se han producido en la venta de la constructora Arias, que es la que se encarga de las obras del estadio de Riazor.

Deporte Campeón-2018-07-07-004-70622515
Imagen de las obras que están desarrollándose en el estadio | quintana

En los últimos días, Economía Digital informó sobre una serie de problemas que se han producido en la venta de la constructora Arias, que es la que se encarga de las obras del estadio de Riazor.
La familia fundadora ha presentado una querella contra Ildefonso Rodríguez Iglesias, al que, según el medio, “acusan de estafa, administración deseal, falseamiento de cuentas anuales y vulneración del derecho de información de los socios. Y es que, según los querellados, el accionista mayoritario apeló a pérdidas sobrevenidas para incumplir el pacto de socios establecido cuando entró en el capital de la antigua Arias Hermanos, en 2005. El empresario se había hecho con un 75% del capital de la constructora”.
“Toda esta situación introduce elementos de incertidumbre sobre la venta de Arias Infraestructuras a dos ex directivos de Isolux, Mario Barcenilla y Antonio Aranzadi”, explica Economía Digital.
Tras conocer estas informaciones, este diario se puso en contacto con el concejal de deportes, José Manuel Sande, para conocer si esos problemas podrían afectar de alguna manera a las obras que se están llevando a cabo en el estadio de Riazor.
Sande prefirió no pronunciarse, pero envió un mensaje de tranquilidad y se mostró convencido de que las mejoras en el estadio seguirán llevándose a cabo con normalidad.

Comentarios