Mireia Cabañes y Ángel Curiel imparten una jornada de surf adaptado en Bastiagueiro

La actividad se desarrollará en la playa de Bastiagueiro/AEC

Dos miembros del equipo nacional de surf adaptado, Mireia Cabañes y Ángel Luis Curiel, imparten esta semana en A Coruña una jornada de este deporte para personas con discapacidad.


Los subcampeones del mundo por equipos aleccionarán al equipo de Prado Surf en Bastiagueiro y a alumnos con diversidad que quieran “sentir lo que implica el cabalgar una ola”.


“Es adrenalina, emoción, velocidad, una pasada. Sobre todo las primeras veces, cuando lo ves casi imposible”, confiesa a Efe Mireia Cabañes.


Ella perdió parte de una de sus extremidades tras sufrir un cáncer infantil y no practicó surf hasta marzo del año pasado, cuando comenzó su aventura en las olas con la ONG Kind Surf.


Cabañes confiesa que empezó “muy, muy lenta” y asegurando “los movimientos con rehabilitación”, pero ya es subcampeona de España individual en PS Stand2 y del mundo con la selección nacional.


Junto a Curiel, instruirán al equipo de trabajo de Prado Surf, que contaba con alumnos con TEA (trastorno del espectro autista), y que ahora pretende dar un paso más para convertirse en una escuela inclusiva de surf.


Los dos miembros de la selección se centrarán en la competición, en cómo aplicar los entrenamientos, y también en la asistencia que necesitan los deportistas, ya que los casos son muy diversos.


“Si el surf ya es un reto para una persona normal, para nosotros mucho más, pero depende del grado de diversidad que tengas, lo más importante es ver y entender la ola”, apunta Cabañes.


Por eso, para ella el reto es aun mayor en el caso de personas invidentes, ya que tienen que confiar plenamente en su guía.


También pone como ejemplo a Curiel, quien tras un accidente por zambullida en Galicia tuvo que luchar por recuperar la movilidad.


“Volver a la costa donde sufrí el accidente que cambió mi vida, poder aportar a otras personas con discapacidad y poder compartir cómo superé aquella situación y cómo hice del medio que casi me quita la vida, mi hogar y mi lugar de rehabilitación es algo que me emociona”, sostiene el surfista vallisoletano.


El sábado y domingo propondrán actividades con el equipo técnico y las personas que se inscriban, a las que quieren acercar al mar, explicarles cómo son las olas, la seguridad que debe haber y meterlos también en el agua para que puedan sentir” el surf.


“La intención de este proyecto es doble, Por un lado, buscamos dotarnos de conocimientos y aprender como escuela cuáles son las necesidades de estos deportistas y, por el otro, iniciarnos como escuela en la formación de competidores”, afirma Yago Grobas, coordinador técnico de Prado Surf Escola en Bastiagueiro.


Este primer encuentro de surf adaptado, que se concentrará el sábado y el domingo, está abierto para personas con cualquier tipo de diversidad funcional física que quieran probar el surf y que todavía pueden inscribirse en Prado Surf. 

Mireia Cabañes y Ángel Curiel imparten una jornada de surf adaptado en Bastiagueiro

Te puede interesar