El Leyma Coruña intentará pescar el póker en río revuelto

Nick Ward anota en el partido de la primera vuelta, con victoria para el Leyma tras una prórroga | Pedro Puig

El Leyma Básquet Coruña visita esta tarde al Palma, un equipo azotado por un sinfín de problemas que lo han mandado al fondo de la clasificación, con solo dos triunfos: ante el Iraurgi (10 de noviembre) y en Melilla (28 de enero).


Se da la curiosa circunstancia de que ambos equipos ocupan plazas virtuales. El balear es oficialmente colista (tiene los mismos triunfos que el Huesca, pero con dos partidos menos disputados) y el coruñés figura tercero (el Lleida tiene un triunfo más con un encuentro menos jugado).


Curiosidades al margen, la ‘marea naranja’ buscará su cuarta victoria consecutiva (aunque oficialmente su racha es -1, ya que la FEB cuenta el último partido no aplazado, la derrota ante el Granada). Lo hará con la baja de Ashley Hamilton por lesión, la duda de Nick Ward, que acabó tocado el último partido, y el alta de Chris-Ebou Ndow, ausente en los tres encuentros más recientes al no estar inscrito en su fecha original.


Para bajas y dudas, las de su rival. El pívot Milan Suskavcevic se lesionó de gravedad a finales de septiembre, el base-escolta Olle Lundqvist anunció después del partido contra Cáceres, del domingo pasado, en el que anotó 16 puntos, que se iba al Oviedo. Un mes antes, el base Máximo Fjellerup también hizo las maletas, en su caso rumbo al Girona. Y a mediados de diciembre el club rescindió el contrato con el alero Bautista Lugarini y no prolongó el temporal del ala-pívot Yannis Mendy.


Por el contrario, la plantilla que dirige la dupla Alex Pérez-Pau Tomás recibió tres refuerzos a finales de enero: el escolta Elijah Brown, el alero Pavel Marinov y el ala-pívot Robert Cosialls. Tres fichajes para paliar unas carencias que obligaron a los técnicos a tirar de hasta cinco jugadores del filial, que milita en la Liga EBA.


En estas aguas turbulentas sacan la cabeza el base Pol Figueras (10.3 puntos y 5.2 asistencias por encuentro), Tomas Pavelka (7.0, 5.1 rebotes y 1.9 tapones, faceta esta en que lidera el ránking) y el alero Wesley van Beck, que con 19.2 tantos (42.2% en triples) es el máximo anotador de la competición. Brown promedia 12.7 tantos en los tres partidos que ha jugado, los mismos que Marinov (9.5 y 7.0 rechaces). Y poco más.


El Palma, que en la primera vuelta (76-70) obligó al Leyma a jugar su hasta ahora única prórroga del curso, es el equipo que menos puntos anota (72.2), aunque su defensa es, dadas las circunstancias, aceptablemente buena: encaja 80 tantos por encuentro, menos que Huesca, Valladolid y Almansa.


Balones perdidos (14.3), acierto desde el arco (29.5%) y valoración (66.4) son los otros apartados en que cierra los respectivos rankings estadísticos.


Sus principales méritos han sido poner en aprietos a Leyma, Estudiantes (70-73) y Palencia (76-74). No es un gran currículum, pero suficiente para que los hombres de Sergio García se tomen este compromiso con la máxima concentración desde el salto inicial.

El Leyma Coruña intentará pescar el póker en río revuelto

Te puede interesar