miércoles 21/10/20

Tres ‘kilos’ de diferencia

Lucas Pérez pasó este fin de semana en Sevilla con su íntimo amigo Luis Alberto.

El olfato goleador de Lucas Pérez ha provocado que le lluevan las ofertas	aEc
El olfato goleador de Lucas Pérez ha provocado que le lluevan las ofertas aEc

Lucas Pérez pasó este fin de semana en Sevilla con su íntimo amigo Luis Alberto. Las alarmas se encendieron y muchos deportivistas pensaron que ya se cerraba su contrato con el conjunto hispalense pero, aunque hay muchas posibilidades de que vista de blanco andaluz el año que viene, por el momento hay que esperar a que se cierren unas negociaciones que se acaban de poner en marcha.
Mientras unos y otros se afanan en ocultar que ya se está hablando entre clubes, el futbolista intenta estar al margen, dejando el trabajo a su representante, Rodrigo Fernández Lobelle, quien salió al paso de los rumores sobre el viaje de Lucas a la capital hispalense. “Está con su amigo y no vamos a hacer nada sin que el Deportivo esté al tanto”, explicaba el agente, que sí ha hablado con Monchi y sí ha trasladado las opciones sevillistas al Depor aunque, evidentemente, nunca lo hará público hasta que el futuro de Lucas esté decidido.

la oferta
El presidente del Deportivo, Tino Fernández, sabe que será casi imposible retener al jugador y quiere conseguir lo mejor para el club. El Sevilla trasladó la oferta de 15 millones por el delantero, cinco menos de lo que marca la cláusula, pero propone que en el ‘paquete’ llegue un punta de futuro y calidad, el canterano de Nervión, Juan Muñoz.
El Deportivo mantiene unas excelentes relaciones con la entidad sevillana. La prueba evidente está en la pasada temporada, cuando se facilitó la salida de Fernando Navarro y Arribas rumbo al club blanquiazul. Ese buen entendimiento entre el director deportivo del cuadro hispalense, Monchi, y los rectores deportivistas, es una de las claves para que la operación se salde con un resultado aceptable para todas las partes.
El Depor le pide al Sevilla un esfuerzo más. Que suba la oferta y mantenga a Muñoz como moneda de cambio. Si los andaluces acceden a abonar 18 millones de euros además del futbolista en cuestión Tino Fernández estaría dispuesto a aceptar y dejaría salir al ariete de Monelos.
Tendría que ponerse de acuerdo el club blanco con Lucas Pérez, pero se entiende que ya se ha hablado con su representante y que el acuerdo se alcanzaría rápidamente. 
Con esta operación todas las partes saldrían ganando. El Depor ingresaría dinero y tendría un nuevo delantero y Lucas cumpliría su sueño de jugar la Champions un par de temporadas. ¿Quién sabe si no estará de vuelta en pocos años?

Comentarios