martes 20/10/20

El Deportivo se juega su futuro dentro de una semana

La Junta de Acreedores se celebrará el día 10 a las 10.30 horas en la sala de vistas de la sección primera de la Audiencia Provincial de A Coruña, donde se someterán a votación las propuestas de convenio del Deportivo y Hacienda.

El club se juega el mañana en este escenario, es lo primordial en este momento quintana
El club se juega el mañana en este escenario, es lo primordial en este momento quintana

Las redes sociales están mostrando una de las caras del proceso que vive el RC Deportivo. El candidato Rodríguez Conchado pedía explicaciones (lo hizo ayer en un acto) por la delegación de acciones de Tino Fernández y Lendoiro.
Ya el martes, desde la cuenta oficial de twitter de Fernández, se respondía enérgicamente calificando al abogado coruñés de “mentiroso”. Electoralmente hay tres candidatos que medirán sus fuerzas (sus acciones y delegaciones) dentro de dos semanas, pero antes hay que mirar hacia el próximo viernes, el día de la celebración de la Junta de Acreedores.
Una vez se apruebe el convenio presentado por el Deportivo se verá el papel de Hacienda, una postura que nunca se ha hecho demasiado ‘oficial’. Hay muchas suposiciones. Podría ejecutar embargos que dejarían al club en una situación crítica, de disolución.
Es cierto que hay otras entidades, como el Rayo Vallecano, que no ha tenido el apoyo del fisco en la junta de acreedores, al que no se le ha ejecutado embargo alguno, pero no es menos cierto que el Deportivo le debe la sexta parte de la deuda total que los clubes profesionales mantienen con la AEAT. También depende de la situación de cada entidad. En el Murcia, el presidente Samper (buen amigo de Lendoiro) tiene serios problemas por una deuda de siete millones. Es evidente que cada club es un mundo, y el Depor, por el volumen de su morosidad, el planeta más grande del sistema.
Como en todo, cada uno tiene su percepción de lo que ocurrirá una vez salga adelante el convenio del club. Hay los que piensan que la Agencia Tributaria no dará un paso definitivo, esperando la solvencia de la entidad y el relevo en la presidencia. Otros creen que el ‘hachazo’ será inminente. Las reuniones de Lendoiro con representantes de Hacienda han sido muchas.
Incluso Tino Fernández fue recibido en Madrid, pero sólo a nivel informativo, ya que no es parte del concurso aunque pueda ser presidente, paradójicamente, doce días después de la celebración de la junta de acreedores. Nadie habla de avances, por mínimos que sean, y como de costumbre el deportivismo atisba en el horizonte una nueva ‘fecha límite’.
La retirada de Lendoiro, además, echa más leña al fuego, pues hay quien incluso lo considera como una salida antes de que todo explote, pero también se dejan oír los que creen en la viabilidad, en una ampliación de capital suscrita por varios accionistas importantes y en la absoluta continuidad del club. Asistimos a un momento histórico en el RC Deportivo y el próximo viernes será una de las fechas que, años después, destacarán en los periódicos.
En la junta de acreedores estará el nuevo juez del Mercantil número dos de A Coruña, Roberto Niño Estebáñez, que ayer tomó posesión de su cargo relevando a Rafael García, que había sido sustituto de Zulema Gento desde principios del pasado año.

En la Audiencia
La Junta de Acreedores se celebrará el día 10 a las 10.30 horas en la sala de vistas de la sección primera de la Audiencia Provincial de A Coruña, donde se someterán a votación las propuestas de convenio del Deportivo y Hacienda.
La propuesta de la Agencia Tributaria contempla que el Deportivo abone en ocho años la deuda privilegiada con el pago del 2 por ciento de intereses, mientras que al resto del crédito se le aplicaría una quita del 45 por ciento a pagar en diez años.
El consejo de administración del equipo coruñés defiende que ese convenio no se puede cumplir y aboga por una propuesta que incluye un 33 por ciento de quita a pagar en 17 años, con 2 años de carencia y sin pago de intereses. A estas alturas parece más que improbable que el club llegue con un acuerdo con Hacienda bajo el brazo, aunque en el Depor todo es posible. n

Comentarios