De Cristóbal a Clarence

El Deportivo ha decidido abrirle las puertas de un banquillo de LaLiga española a Clarence Seedorf, el exjugador de equipos como el Real Madrid y el Milán, que se pondrá a los mandos del equipo coruñés con el objetivo de sacarlo

De Cristóbal a Clarence
El exfutbolista del Ajax, Sampdoria, Real Madrid, Inter, Milán y Botafogo se retiró en 2014 justo antes de emprender la carrera en los banquillos en el Milán  | efe
El exfutbolista del Ajax, Sampdoria, Real Madrid, Inter, Milán y Botafogo se retiró en 2014 justo antes de emprender la carrera en los banquillos en el Milán | efe

El Deportivo ha decidido abrirle las puertas de un banquillo de LaLiga española a Clarence Seedorf, el exjugador de equipos como el Real Madrid y el Milán, que se pondrá a los mandos del equipo coruñés con el objetivo de sacarlo de los puestos de descenso y certificar la permanencia en Primera División tras la destitución de Cristóbal Parralo, que ha dejado a los blanquiazules a tres puntos del decimoséptimo clasificado.
El club comunicó la destitución de Cristóbal ayer a las 10 de la mañana con un escueto comunicado tras haber meditado la decisión el sábado. Tino Fernández adoptó la decisión que ya tenía en mente tomar cuando acabó el partido de Anoeta con la goleada de la Real Sociedad al Deportivo. Aún así, quiso escuchar y asesorarse antes de decantarse por cerrar la etapa de Cristóbal, al que había apoyado con fuerza hace solo un mes, cuando el director deportivo, Richard Barral, y el club separaron sus caminos. Barral, tal y como apuntó este diario, apostaba ya en ese momento por el cambio de técnico, pero Tino se la jugó con Cristóbal.

La película
La primera opción para suplir al ya exentrenador del Deportivo era el uruguayo Martín Lasarte. El expreparador de la Real Sociedad y del Nacional de Montevideo tenía dudas sobre coger al Deportivo en este momento. No en vano, hace solo unos días le dijo ‘no’ al Cerro Porteño porque quería estar un tiempo cerca de su familia y lejos de los banquillos.
Como Lasarte, que era el preferido, no aceptó el cargo, el Deportivo negoció con otros dos técnicos. Primero fue el también uruguayo Diego Alonso, que está al frente del Pachuca mexicano. Había un acuerdo con él, pero a la hora de cerrarlo surgió el problema de su licencia. No podría sentarse en el banquillo ante el Betis, pero proponía una alternativa, que fuera su segundo el que lo hiciera provisionalmente, ya que era cuestión de días que la consiguiera. El club descartó esa posibilidad y la negociación se rompió.
Quedaba la tercera vía, la de Seedorf. Al club se la ofrecieron desde el primer momento, pero quedó en segundo plano. Cuando se cayó la de Lasarte y la de Diego Alonso, avanzaron las negociaciones con el holandés. En cuestión de horas quedó cerrada a falta de los habituales flecos y de que el club la haga oficial. Se le espera hoy en A Coruña.