domingo 20/9/20

Aketxe hace justicia

 

TENERIFE 1 - 1 DEPOR

El Deportivo rescata un punto en el descuento de un partido en el que mereció ganar pero que al menos empató tras rehacerse de un penalti controvertido

 

El jugador vasco superó a Ortolá con un buen disparo con la pierna izquierda | RCD
El jugador vasco superó a Ortolá con un buen disparo con la pierna izquierda | RCD

El Deportivo sumó de nuevo en el descuento, pero esta vez con distinto sabor. Aketxe rescató en el añadido un punto que acerca la permanencia (se encuentra a cinco de los cincuenta que hacen falta) y que hizo justicia en el Heliodoro, aunque el equipo coruñés mereció más. El árbitro, que señaló un controvertido penalti de Mujaid a Joselu, puso cuesta arriba un partido que el equipo herculino acariciaba en una soberbia segunda mitad en la que brillaron los cerebros que acumuló en la medular. Hoy, estará pendiente del duelo directo entre Lugo y Numancia y del partido entre el Oviedo y el Mirandés.

El técnico deportivista  mantuvo la línea de cinco en defensa pero con novedades. Ante la baja de Montero, apostó por Eneko Bóveda como central y no por Abdoulaye Ba, desacertado en sus primeros partidos como blanquiazul. David Simón repitió en el lateral derecho y Salva Ruiz suplió a Luis Ruiz en el izquierdo. Por delante, una línea de cuatro con las novedades de Hugo Vallejo y Gaku Shibasaki en lugar de Aketxe y Vicente Gómez; y en la punta, Sabin Merino por Beauvue. En total, cinco permutas respecto a la anterior alineación.

Con 25 grados de temperatura en el Heliodoro, y la amenaza de ese aplatanamiento del que había advertido el míster en la previa y que tantas críticas, incomprensibles, suscitó en la isla, fueron los insulares los que dieron el primer susto a los blanquiazules, ayer de verde. Apenas habían pasado dos minutos cuando Milla, el cerebro de los locales, ejecutó una falta lateral hacia el balcón del área y desde ahí fue Aitor Sanz el que probó a Dani Giménez, que no se la jugó con el bloqueo. Sacó los puños y despejó sin problemas.

El Deportivo respondió de inmediato con el jugador más adaptado a los condicionantes de la isla, David Simón. El canario, especialmente motivado (era su derbi), puso la directa por la banda, llegó al área y comprometió al exdeportivista Ortolá  con un disparo ajustado al palo corto que sacó el cancerbero (inédito en Liga con el Depor el curso pasado) a córner.

El Tenerife incrementó el ritmo y el Deportivo pasó apuros, alguno incomprensible, porque con la acumulación de hombres por el medio, Aitor Sanz encontró a Dani Gómez  en el área y el delantero volvió a dar trabajo al portero del Depor, que se cabreó por esa falta de agresividad del equipo en defensa cuando, al cuarto de hora, los blanquiazules le dieron tiempo a Milla para pensar qué hacer con el esférico. Buscó el lanzamiento y se le marchó desviado.

Vázquez tuvo que cambiar el plan inicial por la lesión de Uche Agbo en el ecuador del primer tiempo por una falta de Bermejo que le produjo una contusión en la rodilla pendiente del diagnóstico definitivo. La opción natural para sustituirle habría sido dar entrada a Vicente, Gandoy o Ba y, en ese caso, adelantar a Bergantiños, pero, como en los últimos minutos del partido con la Ponferradina, optó por Borja Valle en el centro del campo junto a Shibasaki. El berciano suma otro puesto a su currículo.

Entre eso y la pausa de hidratación de la media hora, el Deportivo acabó la primera parte con más control  y con un ataque que interrumpió Ortiz Arias antes de que se cumpliera el tiempo de prolongación y cuando Vallejo tenía metros por delante a pase de Mollejo.

El conjunto blanquiazul mejoró sus prestaciones en la reanudación, pero no encontró el premio del gol por más que lo buscó con insistencia y peligro.

Sucesión de ocasiones

Primero fue Gaku Shibasaki con un disparo lejano que botó delante de Ortolá y le complicó la vida al guardameta. En el córner que él mismo generó, el japonés sacó en corto para Vallejo y este colgó el cuero para Mollejo, que lo vio fácil y cabeceó alto.

En otro saque de esquina, Sabin lo intentó con un remate acrobático de espuela que salvó Ortolá y hasta se sumó Salva Ruiz con un disparo a distancia que no  cogió portería. A la hora de partido, el carrusel de ocasiones lo culminó Bóveda con un despeje en el área pequeña en su intento por rematar un centro de Aketxe, que había sustituido a Vallejo.

El Tenerife también tuvo las suyas, hasta que otras dos permutas de Vázquez, con Christian Santos y Çolak en el césped, el Depor recuperó el control y elaboró una jugada magnífica con la que rozó el gol a los 74 minutos. Gaku Shibasaki asistió de tacón a Salva Ruiz, este le dio el pase de la muerte a Christian y su remate lo despejó Ortolá, que antes de la última pausa de hidratación tuvo que sacar otro disparo envenenado de Çolak.

No acertó el Deportivo, que merecía la victoria, y en el área contraria Ortiz Arias castigó un controvertido penalti de Mujaid por saltar con el brazo por delante y tocar a Joselu. Anotó Milla y fueron expulsados el doctor Lariño y Vázquez.  

Ellos se perdieron el tanto del empate del Deportivo, que le ha cogido el gusto al descuento. Aketxe no perdonó un mal despeje de Muñoz y con una ejecución precisa superó a Ortolá para hacer justicia.

Comentarios