viernes 27/11/20

Solo cinco vecinos tomaron la palabra en alguno de los plenos del año pasado

En 2017 el Escaño Ciudadano había sido utilizado por nueve vecinos y un año antes hubo 14 intervenciones

Las intervenciones de los ciudadanos se producen al final de los plenos ordinarios | quintana
Las intervenciones de los ciudadanos se producen al final de los plenos ordinarios | quintana

El Escaño Ciudadano, la iniciativa puesta en marcha por el actual equipo de gobierno en este mandato para permitir que los coruñeses intervengan en las sesiones plenarias, fue utilizado en cinco ocasiones a lo largo del año pasado.


Esta es la cifra más baja en lo que va de mandato, una participación que ha ido cayendo año tras año hasta alcanzar su mínimo durante 2018. El año anterior fueron nueve las intervenciones, mientras que en 2016 hubo 14 y en cuatro meses de 2015 pasaron 19 vecinos por el pleno. 

En el ejercicio recién finalizado hubo cinco intervenciones de vecinos en el salón de plenos. La primera de ellas correspondió al presidente de la asociación vecinal San Cristóbal “Os Anxos”, que preguntó sobre proyectos de movilidad en O Birloque, Someso, Martinete y as Rañas, además de cuestiones relativas a carreteras provinciales y a las calles de Pablo Picasso y la avenida de Glasgow.

Dos apariciones
Los vecinos no volvieron a tomar la palabra hasta el mes de julio, cuando hubo dos intervenciones. Una fue para conocer la afectación que la nueva fase de peatonalización de la Ciudad Vieja tendría sobre la entrada y salida de los colegios de la zona, y la otra sobre los planes municipales para hacer frente a las pintadas en edificios.


La siguiente ocasión en la que un vecino se dirigió a la corporación municipal tuvo lugar en el mes de septiembre, cuando un ciudadano hizo uso de esta herramienta para trasladar un problema en la confluencia de las calles de Maravillas y Nuestra Señora de Fátima por el estancamiento de aguas en una parcela y los malos olores que conllevan.


La última vez que se utilizó el Escaño Ciudadano fue el mes pasado, momento en el que una vecina de nacionalidad nicaragüense tomó la palabra para agradecer una moción que había presentado la Marea Atlántica sobre la situación que se está viviendo en su país en este momento, así como denunciar la represión que sufren en esta nación.

Además de las nueve intervenciones que tuvieron lugar a lo largo del año pasado hubo otros vecinos que habían solicitado turno de intervención, pero finalmente no hicieron uso. Los ciudadanos solo pueden intervenir en los once plenos ordinarios que hay cada año.

Comentarios