martes 1/12/20

El sector musical pide a Xunta y Gobierno soluciones para salvar una situación “crítica” que está obligando al cierre de locales

La diputada de Podemos Sofía Castañón se reunió con representantes de distintos ámbitos culturales
El Garufa Club acogió una reunión de Sofía Castañón con representantes culturales | javier alborés
El Garufa Club acogió una reunión de Sofía Castañón con representantes culturales | javier alborés

El sector cultural continúa reivindicando su labor “fundamental” en la sociedad y pide a Xunta y Gobierno central que aporten soluciones para salvar una situación “crítica” e “insostenible”, que ya ha llevado al cierre a varios locales de música en directo.

La diputada de Podemos Sofía Castañón, acompañada del senador y exedil en A Coruña José Manuel Sande, mantuvo ayer un encuentro en la sala Garufa Club con representantes del ámbito musical, escénico y cinematográfico, entre otros, con la intención de escuchar sus demandas y elaborar una batería de iniciativas a presentar en el Congreso.

“El acceso a la cultura es un derecho fundamental”, expresó Castañón, mientras que la actriz Berta Ojea criticó el hecho de que en A Coruña se haya suprimido la concejalía de Cultura, siendo asumida por la alcaldesa. “Ningún gobierno puede no tener una representación clara sobre la cultura, se nos sigue tratando como a un sector de segunda”, expresó.

La pandemia ha provocado un descenso notable de la cultura, aunque iniciativas como la programación del Presco o el festival Elas Son Artistas, además de grandes conciertos como el de Xoel López y la Orquesta Sinfónica en el Coliseum, han tenido una gran acogida en las últimas semanas, lo que da una muestra de que el público está ávido de nuevos eventos en la ciudad. 

En el “saco” del ocio nocturno 
María Nieto, gerente de la Asociación Galega de Salas de Música Ao Vivo (Clubtura), ve “muy complicada” la supervivencia de las salas de conciertos, “por no decir imposible” y denuncia que se incluya a las salas “en el mismo saco que el ocio nocturno, sin pertenecer a esa categoría legalmente”.

Apunta que se posiciona a los locales de música en directo en el lado de las discotecas y pubs, pero no se les permite ser interlocutores en las reuniones institucionales que se realizan con colectivos como Galicia de Noite. “La situación es literalmente insostenible y solo pedimos que se nos permita trabajar. La salud es lo primero y solo buscamos que nos digan cómo podemos hacer nuestro trabajo. Las salas llevan desde marzo cerradas y los alquileres y facturas hay que seguir pagándolos. Hay ERTE, pero los gastos siguen ahí”, dice Nieto.

Las asociaciones profesionales vinculadas a las artes escénicas, los festivales de cine, la música y la gestión cultural lanzaron esta semana un manifiesto denunciando un trato discriminatorio con respecto a otros sectores con más capacidad de presión. “Igual temos que queimar neumáticos”, ironizó ayer uno de los afectados.

Comentarios