Reportaje | El Playa Club servirá cuatro mañanas domingueras de jazz gallego y cerveza 1906

Siguiendo la tónica de adelantar el directo a las horas centrales del día, el Playa Club y 1906 se unen para servir jazz al mediodía cuatro domingos desde el 3 de junio al 8 de julio.

Reportaje | El Playa Club servirá cuatro mañanas domingueras de jazz gallego y cerveza 1906

Siguiendo la tónica de adelantar el directo a las horas centrales del día, el Playa Club y 1906 se unen para servir jazz al mediodía cuatro domingos desde el 3 de junio al 8 de julio. Open Jazz Playa Club by 1906 respirará fuera de la sala para sumarse a un tipo de ocio en auge que esquiva la noche y que no le supondrá nada al bolsillo. El apartado se confecciona con nombres reconocidos del género como Ton Risco, Pablo Rega, Héctor Agulla y Xacobe Martínez Antelo, que acercarán, en cuatro directos, sus proyectos Ton Risco & Jacobo de Miguel Dúo, M.U.T.O. / Sesión H.A.L.O., Loiros y ChAnzO.
El comisario José Víctor Carou explicó en la presentación que esa sensación de libertad se transmite también en el programa, que va a la experimentación. Busca nuevas sonoridades y deja a los grupos que elijan el contenido. Así es como Ton Risco acudirá a lo más clásico del estilo con Jacobo de Miguel, al piano. Teclado y vibráfono protagonizarán el 3 de junio un mano a mano teñido de intimidad. El 17 de junio llegarán Pablo Rega y colaboradores, todos miembros del colectivo vigués Improvigo, que se encargan de llevar sesiones al dente a la ciudad pontevedresa y al Jazz Filloa. En esta ocasión, sumarán cinco en el estrado con una propuesta titulada “M.U.T.O.”. Rega comentó que no son un grupo como tal, pero se conocen todos y agradece que la iniciativa funcione de escaparate de lo que hacen para aproximar a la gente a músicas que en un principio parecen diferentes. Sin embargo, añade que hoy por hoy no hay división: “Las etiquetas de la música ya están repartidas”, la improvisación ya no es algo sectario, no es un estilo –dice– y responde a una amplia variedad a modo de herramientas. Ellos darán pistas de cómo abordar la música.
Julio se estrenará el 1 con Héctor Agulla, que presentará “Loiros”, un batería que no se entiende sin sus acompañantes, de Da Silva a la guitarra, que “siempre nos descubre algo nuevo”, y que chupa de los subgéneros del rock, del progresivo y el grunge, pero también de la música étnica africana y el impresionismo francés.
Xacobe Martínez será el último en subirse al escenario el 8 de julio con “Chanzo” y sus dos obsesiones: la improvisación y la tecnología: “Utiliza todo tipo de artilugios”. Al directo se unirá el artista Nove Noel, que le dará su toque plástico. Los cuatro serán gratuitos gracias a 1906, que ve en el proyecto tres ingredientes claves: jazz, Galicia y Playa Club.