miércoles 16.10.2019

Reportaje | El buque de Greenpeace que pasó de proteger a los “villanos” a adalid del medio ambiente

Greenpeace ha querido traer una “Esperanza” en forma de buque de lucha contra el cambio climático a A Coruña. Aquel barco ruso que nació en el 85 destinado a proteger a los hipotéticos “villanos” representados en las plataformas petrolíferas apagando los posibles incendios se dedica hoy a recorrer el mundo para crear conciencia medioambiental.

Representantes de Greenpeace explicaron las consecuencias del cambio climático. | quintana
Representantes de Greenpeace explicaron las consecuencias del cambio climático. | quintana

Greenpeace ha querido traer una “Esperanza” en forma de buque de lucha contra el cambio climático a A Coruña. Aquel barco ruso que nació en el 85 destinado a proteger a los hipotéticos “villanos” representados en las plataformas petrolíferas apagando los posibles incendios se dedica hoy a recorrer el mundo para crear conciencia medioambiental. Y con él van 16 tripulantes, que se van rotando porque la vida de activismo en alta mar es dura. 
El capitán de la embarcación, el gallego Fernando Romo –que se preparó en la Escuela Técnica Superior de Náutica de la ciudad–, explicó que él y sus compañeros suelen pasar hasta tres meses embarcados y, luego, regresan a sus casas otros tres meses siendo sustituidos a bordo. 
El proceso es escalonado pero a pesar de esa buena organización, Romo reconoce que para subirse a bordo de uno de los barcos de la flota de Greenpeace hay que tener cierta conciencia ecogista. Él capitanea el “Esperanza”, pero también existen el “Rainbow Warrior” y el “Arctic Sunrise”, y todos tejen una suerte de carta náutica en la que se van distribuyendo allí donde son necesarios. 
“En los últimos meses estuvimos en el oeste de África, en el golfo de Guinea, en una campaña contra la pesca ilegal, y también estuvimos en Brasil haciendo estudios sobre los arrecifes de coral”, recuerda Romo. 
Ahora, con sus compañeros de Corea, China, Indonesia, Italia, Alemania, India, Finlandia, Australia, Turquía, Canadá, Bulgaria y Filipinas, está en A Coruña para acercar la realidad del cambio climático a los vecinos. Para ello, el “Esperanza” abrirá sus puertas mañana de 10.00 a 13.30 horas y de 16.00 a 20.00 horas en el Muelle de Transatlánticos. El público tendrá la oportunidad de hablar con la tripulación y algunos activistas entonces.  
Subida del mar y sequía
Abiertos a las preguntas ciudadanas, los miembros de Greenpeace vienen con una misión muy clara: “Salvar el clima”. Para ello ayer presentaron una especie de cómic en el que retratan a Mariano Rajoy y Donald Trump como “villanos” de tebeo a los que culpabilizan del cambio climático por sus decisiones políticas. También señalaron a otros políticos y empresarios españoles.
En el informe del que hablaron Romo y sus compañeras Tatiana Nuño y Sara Pizzinato, aseguran que Galicia, y particularmente la provincia de A Coruña, tienen la segunda central de carbón que genera más cambio climático, que es la de As Pontes. 
También criticaron los procesos que se conservan en la térmica de Meirama. Por contra, lamentaron que Galicia siga funcionando con estos sistemas al tiempo que es una importante productora de renovables. Entre los efectos que se empiezan a notar en Galicia están la subida del nivel del mar, la falta de lluvias en verano y las tormentas invernales serán cada vez peores. l

Comentarios