sábado 23/1/21

Los promotores buscarán remedios legales que eviten la paralización del polígono de Náutica

La aprobación del inicio de los expedientes de caducidad de las licencias para construir en el polígono de Náutica en la pasada Junta de Gobierno local ha empezado a despertar una gran preocupación entre los constructores coruñeses

Los obreros continuaban trabajando ayer en las obras ante la falta de comunicación oficial	pedro puig
Los obreros continuaban trabajando ayer en las obras ante la falta de comunicación oficial pedro puig

La aprobación del inicio de los expedientes de caducidad de las licencias para construir en el polígono de Náutica en la pasada Junta de Gobierno local ha empezado a despertar una gran preocupación entre los constructores coruñeses. La Asociación de Promotores Inmobiliarios de A Coruña (Aproinco) critica que a la falta de concesión de nuevos permisos para construir, ahora se sumen pegas a las obras que ya están en plena ejecución. Con los obreros sobre el terreno y la estructura de uno de los inmuebles prácticamente terminada, desde el colectivo ven ilógica la decisión municipal.
Los constructores están totalmente en contra de la decisión del Ayuntamiento de suspender los permisos para levantar nuevas viviendas en el área próxima al estadio de Riazor por todas las vicisitudes que se han encontrado desde que la Marea llegó al poder. “Es una tragedia increíble decidir parar todo porque va a ser muy problemático”, reconoce el secretario general de la Asociación de Promotores Inmobiliarios de A Coruña, Juan José Yáñez.
“Si el año pasado denunciábamos la parálisis e inacción para la concesión de licencias, ahora ya no es solo que esta vaya lentísima sino que se ataca a las licencias concedidas”, indica. De hecho, hace unos meses otro empresario denunciaba a través de este diario la imposición por parte del Consistorio de un derribo en un edificio de la ronda de Nelle cuya estructura está totalmente terminada.
Yáñez recuerda que una de las estructuras está prácticamente terminada y advierte de que si el Gobierno local sigue adelante con su decisión afectará a “obras en curso, con trabajadores contratados, financiación concedida y materiales y pisos ya comprados”. En total, la medida aprobada en la Junta de Gobierno afectará a cuatro edificios y un total de 167 pisos, lo que ha dejado a los representantes de Aproinco y los negocios del sector “muy preocupados”.

contactos iniciales
“En principio hay otros solares afectados que no se verán afectados porque no llegaron a pedir las licencias”, puntualiza. En cualquier caso las compañías perjudicadas ya han solicitado a la patronal su apoyo en el proceso, aunque ayer nadie quería hablar de forma directa de su caso porque todavía no han recibido las notificaciones de la apertura de los procesos para dar caducidad a los permisos.
En este contexto, la polémica suscitada la pasada semana alrededor del futuro polígono residencial de Náutica va camino de convertirse en una nueva historia de varios capítulos como lo han sido, y en ocasiones aún lo son, Someso o el edificio Conde de Fenosa. El secretario general critica que el Ayuntamiento defendiese en todo momento la necesidad de evitar la vía judicial y ahora haya “generado otro problema más grande”.
Y es que Yáñez advierte de que estudiarán cada uno de los cuatro casos para ver qué resquicios legales les quedan de cara a reclamar los derechos adquiridos por las empresas.

plazos erróneos
Además, recuerda que aunque la historia del polígono de Náutica se remonta a 1998, los plazos de las licencias no deberían de haber empezado a contar hasta el verano pasado, cuando se solventaron los últimos problemas que impedían iniciar las actuaciones. En el pasado se tuvo que ordenar la suspensión temporal de los plazos –para que el tiempo no corriese en contra de los propietarios de los terrenos– mientras se entraba en un proceso judicial con una persona que no quería abandonar su vida en la zona.
Después se toparon con la necesidad de reubicar un colector y resolver los problemas por el paso por la finca de líneas de media tensión y según el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) fue en agosto de 2016 cuando se reubicó el último de los tendidos. Por tanto, entienden que el tiempo de las concesiones no ha pasado.
En medio de la polémica, el presidente de la Asociación de Emprendedores de Galicia (Ascega), Alfonso Salazar, sostiene que “se está aplicando la ley de manera torticera” con la idea de perjudicar a un colectivo especialmente castigado por la crisis económica. “Esto sobre todo va a afectar a las pymes; a pintores, escayolistas, vendedores de muebles, hosteleros...”, resume.

Comentarios