miércoles 21/10/20

Los okupas adoptan medidas de cara a su desalojo de la Comandancia

Los okupas de la Comandancia de Obras están tomando medidas de cara a su desalojo. Aunque no piensan marcharse por las buenas, algunos de los usuarios que participaban en las actividades ofrecidas

Los okupas critican al Gobierno de la Marea con un nuevo grafiti | candela prieto
Los okupas critican al Gobierno de la Marea con un nuevo grafiti | candela prieto

Los okupas de la Comandancia de Obras están tomando medidas de cara a su desalojo. Aunque no piensan marcharse por las buenas, algunos de los usuarios que participaban en las actividades ofrecidas gratuitamente en su interior están retirando los equipos para evitar que puedan ser dañados o incautados. Es el caso de la pista de skate que será retirada en los próximos días, con la colaboración del Ayuntamiento, que despejó de coches aparcados la entrada.

Por otro lado, ya han pasado los ocho días de plazo de la notificación de desalojo. Aunque los okupas alegan que el agente de la Policía Local no entregó el documento a la persona legalmente identificada por la Policía local en una ocasión anterior, cuando presentaron los escritos de alegación, sino a una persona “aleatoria e externa”, y que por tanto no sería legal, también entienden que para el Ayuntamiento el plazo ya habría expirado.

La respuesta “oficial” de los okupas, colgada en las redes sociales es que “ya se les informó al agente de la Policía Local actuante” que el receptor de la notificación “no es ocupante de dicha parcela y carece de toda posibilidad de cesar en su opción y desalojar de la misma, siendo por tanto dicha notificación y requerimiento nulas de pleno derecho y absolutamente ineficaces”.

Desde el Gobierno local no han querido aclarar este extremo pero, de momento, no se ha publicado ningún aviso en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) lo que apuntaría a que dan la notificación por recibida.
Mientras tanto, los okupas en las redes sociales recordaron que el código ético de la Marea Atlántica “comproméntense a non neutralizar nin debilitar as institucións ou a actividade dos movementos sociais”.
Hay que recordar que muchos de los integrantes de la Marea Atlántica (entre ellos, algunos concejales) fueron en su día okupas, por lo que el malestar dentro de movimiento antisistema es grande. En un comunicado califican a la Marea Atlántica de “partido fascista” y aseguran que “os dez concelleiros son culpables, pero moi especialmente os hipócritas ex okupas Xiao, Sande e Rocío, liderados por Claudia, esta concelleria que agora odia a okupación, pero que estivo anos okupando en Barcelona”.

Comentarios