sábado 28/11/20

El Obelisco consigue “volver a darse a conocer” por el éxito de la quinta edición de la Noche Blanca

La previsión de lluvia no fue un impedimento para que la Noche Blanca de la Asociación Zona Comercial Obelisco volviese a ser un éxito de público. Más de un centenar de negocios se sumaron a la iniciativa oficial, que este año contó con novedades como la instalación de una zona de

La previsión de lluvia no fue un impedimento para que la Noche Blanca de la Asociación Zona Comercial Obelisco volviese a ser un éxito de público. Más de un centenar de negocios se sumaron a la iniciativa oficial, que este año contó con novedades como la instalación de una zona de
foodtrucks gestionados por algunos de los mejores chefs de A Coruña y la apertura de una ludoteca donde dejar a los niños. Todo para “volver a darse a conocer” entre un público que cada vez apuesta menos por el centro.

Los comerciantes del Obelisco consiguieron ayer uno de sus principales retos en la quinta edición de la ya tradicional Noche Blanca. El presidente del colectivo, Antonio Amor, reconocía en pleno montaje del evento que la de ayer no estaba pensada para ser una noche de grandes ventas –aunque si llegaban mucho mejor– sino para promocionarse de nuevo entre ese cliente “que hace tiempo que no baja al centro”. “Queremos animar a la gente para que vea los negocios nuevos y los productos que tienen los de siempre”, puntualizó, recordando que ahora hay de todo en los barrios y eso resta les resta parte de los consumidores potenciales.

Con esa premisa a las 20.00 horas toda la parafernalia montada para la fiesta del comercio echó a andar. Desde el mediodía estaban funcionando los foodtrucks con tapas de Luis Veira, Pablo Gallego, Pablo Pizarro y Javi Freijeiro y a las 17.00 horas se puso en marcha el servicio de ludoteca para los pequeños de la familia. Pero no fue hasta las 20.00 horas cuando se plasmó la apertura nocturna de las tiendas y empezaron a llegar cientos de personas.

Música y degustaciones

En la Noche Blanca participaron poco más de 100 negocios de forma oficial, que se encargaron de patrocinar las actuaciones musicales y las degustaciones de cerveza, palomitas, castañas, algodón de azúcar y garrapiñadas.

Sin embargo, Amor lamentó que se unieran de forma independiente entre 20 y 30 establecimientos, que se aprovecharon y beneficiaron de la infraestructura financiada por los demás. Así recordó que de haber colaborado se habrían organizado más propuestas de cara a los ciudadanos.

Comentarios