jueves 22/10/20

Muere el conductor de un camión de la basura al volcar en la rotonda de Lonzas

“Joder, que nos imos!”. Según sus compañeros, fueron las últimas palabras que pronunció Manuel R.P., de 49 años, antes de perder el control del camión de basura Coruña GG, salir de la vía y acabar volcando bajo

El vuelco tuvo lugar en la rotonda de Lonzas en la salida hacia Salgado Torres, pasadas las cuatro y media de la madrugada. Una grúa retiró a las nueve de la mañana el camión, que sufrió graves daños | pedro puig
El vuelco tuvo lugar en la rotonda de Lonzas en la salida hacia Salgado Torres, pasadas las cuatro y media de la madrugada. Una grúa retiró a las nueve de la mañana el camión, que sufrió graves daños | pedro puig

“Joder, que nos imos!”. Según sus compañeros, fueron las últimas palabras que pronunció Manuel R.P., de 49 años, antes de perder el control del camión de basura Coruña GG, salir de la vía y acabar volcando bajo el viaducto de la rotonda de Lonzas. El vehículo cayó sobre el costado del conductor, que murió y sus dos compañeros, que viajaban con él en la cabina, sufrieron heridas de diversa consideración. Uno de ellos, J.S.V., sufrió fracturas en un brazo, mientras que el tercero, A.P.V., se libró con unas pocas contusiones.
El trágico siniestro tuvo lugar a las cuatro y media de la madrugada. Según el sindicato mayoritario del comité de empresa, STL, el camión acababa de abandonar la base de A Grela, e iba medio vacío. El espacio de carga está dividido en dos: la mitad izquierda se reserva al orgánico, e iba parcialmente llena, y la derecha al inorgánico, que acababa de ser vaciado. El camión volcó sobre su costado izquierdo.
Según las primeras informaciones, la víctima conducía sin cinturón (por la calificación especial del vehículo, de carga y descarga, no estaba obligado a llevarlo) y el cristal de la ventanilla estaba bajado, porque hacía calor, lo que hizo que parte del cuerpo saliese del habitáculo y quedase parcialmente aplastado.
Investigación en marcha
De la investigación del accidente se encarga la Unidad de Atestados de la Policía Local. El alcalde, Xulio Ferreiro, que lamentó el suceso, señaló que por el momento los agentes trabajan para determinar las causas del siniestro. Desde el sindicato STL, su presidente, Miguel Ángel Sánchez, aseguró que el conductor no viajaba a gran velocidad y señaló que en el lugar de los hechos no existen marcas de neumáticos que señalan el lugar de frenazo, aunque sí rodadas cuando invadió la zona ajardinada bajo el viaducto de Salgado Torres. Él opina que pudo deberse a una avería.
En cuanto al camión, fue trasladado por una grúa a las instalaciones de la empresa, donde permanece cercado y bajo la vigilancia de una cámara de seguridad. El sindicato presentó una denuncia ante el juzgado de guardia para que se investigue si hubo realmente un fallo mecánico. Desde STL recuerdan que se trataba de uno de los camiones más antiguos de la flota de Ferrovial-Cespa y que se usaba “las 24 horas”.
El vehículo fue evaluado ayer, tanto por la empresa como por los delegados de prevención, como recoge el protocolo investigación, pero el equipo de Atestados que investiga los sucedido no volverá a incorporarse hasta el lunes. Por el momento, no se descarta ninguna hipótesis: fallo mecánico, desplazamiento de carga, velocidad excesiva o, simplemente, inadecuada. A la investigación se sumó la Policia Nacional (bajo cuya competencia se encuentran los accidentes laborales), que ya se presentó en las instalaciones, así como Inspección de Trabajo.
Los compañeros del fallecido, que llevaba alrededor de treinta años en la empresa, se reunieron ayer a medianoche en las instalaciones de Ferrovial en A Grela para guardar un minuto de silencio. Además, los camiones llevaban crespones negros. l

Comentarios