miércoles 16.10.2019
CIGARRILLO ELECTRÓNICO

Los médicos piden al Senado la prohibión del cigarrillo electrónico en la hostelería

La Organización Médica Colegial (OMC) y el Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo (CNPT) han mandado hoy a la Comisión de Sanidad del Senado un manifiesto para que se aplique al cigarrillo electrónico la misma regulación fijada para el tabaco convencional, y se prohíba así su consumo en la hostelería.

Una mujer fuma un cigarrillo electrónico en Niza (Francia). EFE/Archivo
Una mujer fuma un cigarrillo electrónico en Niza (Francia). EFE/Archivo

La Organización Médica Colegial (OMC) y el Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo (CNPT) han mandado hoy a la Comisión de Sanidad del Senado un manifiesto para que se aplique al cigarrillo electrónico la misma regulación fijada para el tabaco convencional, y se prohíba así su consumo en la hostelería.

En su escrito, al que se han adherido 37 sociedades científicas y asociaciones ciudadanas y de consumidores, entre ellas la Asociación Española contra el Cáncer (Aecc), los expertos quieren que el proyecto de modificación de la Ley General para la Defensa de los Consumidores regule los espacios de utilización, la promoción y publicidad y la fiscalidad de los cigarrillos electrónicos.

En el último día para presentar enmiendas al citado proyecto en la Cámara alta, la OMC y la CNPT han señalado que permitir el uso de estos cigarrillos en la hostelería supone "un riesgo para los trabajadores y un retroceso en los avances en salud pública de la última década".

"Solicitamos que la regulación de espacios para el uso de cigarrillos electrónicos sea idéntica a la aplicada al tabaco, sin excepciones en el sector del ocio y la hostelería", han enfatizado.

Además, han considerado "insuficiente" que la publicidad en medios audiovisuales de estos cigarrillos se prohíba solamente en el llamado horario infantil (de 16 a 20 horas), en lugares frecuentados por menores de 18 años y en los cines que proyecten películas destinadas a menores de 18 años.

Los médicos y científicos proponen que se regule con la misma legislación ya en vigor para el tabaco, "el otro producto disponible en el mercado con similares efectos sobre el organismo".

Por último, piden igualar la fiscalidad de los cigarrillos electrónicos a la de los convencionales, "dado que se trata de un nuevo producto igual de adictivo" y porque se ha comprobado que los impuestos y los precios altos tienen "un efecto de limitación del consumo", especialmente en la población juvenil.

La petición de estas sociedades coincide con una de las enmiendas que hoy va a registrar el PSOE en el Senado y que, según ha adelantado en rueda de prensa la senadora Encarna Llinares, responde a que en salud hay que seguir el principio de "precaución".

Comentarios